Agentes municipales durante el dispositivo de la pasada Semana Santa
Agentes municipales durante el dispositivo de la pasada Semana Santa - INMA FLORES
World Pride

Barbero deja sin libranza a 175 policías municipales por el Orgullo Gay

APMU denuncia que «algo no funciona, ya que cada vez que hay grandes eventos se suspenden los descansos del personal»

MadridActualizado:

El concejal de Seguridad, Javier Barbero, va a dejar sin libranza a casi 200 agentes de la Policía Muncipal este fin de semana con motivo de los días claves del World Pride. Esta medida la lleva a cabo con el fin de cubrir el dispositivo de seguridad de acontecimiento que reunirá, especialmente entre el viernes y el sábado, a miles de personas.

Los mandos del Cuerpo, entre los que se encuentra el director general, Andrés Serrano, esperaban reunir a 700 voluntarios, y como no lo han logrado, han puesto patas arriba el cuadrante de libranzas para indignación de los funcionarios afectados. En concreto, y por lo que respecta a las cuatro Subinspecciones Territoriales (Unidades de Distrito), han anulado el descanso de este sábado, día del Desfile del Orgullo Gay, de un total de 115 agentes. De ellos, 20 pertenecen a la Subinspección 1; 25, a la 2 y el resto (35 por cada una), a la 3 y a la 4. Así lo denuncia la Asociación de la Policía Municipal Unificada ( APMU).

Además, en la Unidad de Apoyo a la Seguridad (UAS), integrada por 110 agentes, este viernes y el sábado trabajarán el 66% de la plantilla, lo que se traduce en 60. Algunas unidades, como esta prolongará el turno normal de 8 horas hasta alcanzar las 12 o 14 como máximo, es decir, hasta el final del dispositivo.

Carlos Bahón responsable de APMU, denunció que «algo falla en la organización y en la diversificación de la plantilla, ya que cada vez que hay eventos masivos, como el final de la Copa del Rey o las Marchas por la Dignidad la solución que adoptan los mandos es suspender los descansos semanales del personal». Así es «imposible conciliar ni trabajar en las condiciones adecuadas», manifestó molesto. Por ello, abogó por más personal y una adecuada planificación.

El área de Seguridad es consciente del problema y así lo ha reconocido en la mesa sectorial en donde ha aludido a la necesidad de implantar unos horarios que se adapten a los servicios que necesita la ciudad, a las funciones de cada unidad y agente y a la puesta en marcha de un turno de alto rendimiento.

En esta línea, además de adelantar la edad de jubilación, Barbero consideró necesario la entrada de personal administrativo (dotado de carrera profesional), para cubrir las necesidades de servicio. El concejal es consciente de que se necesita una partida presupuestaria para aumentar la plantilla.

Voluntaris sin vehículos para ir a Centro

En relación al refuerzo de agentes con motivo del Orgullo, Bahón criticó también el hecho de que algunos agentes que acudieron ayer a sus respectivas unidades a trabajar en el dispositivo como voluntarios, como fue el caso de Ciudad Lineal, se vieron obligados a acudir, uniformados y por sus propios medios, al distrito Centro. ¿El motivo? «No había coches patrulla para trasladarles», una situación, cuanto menos, chusca y que habla por sí sola de la desorganización en el seno de la Policía Municipal que sufren los funcionarios.