Isabel Díaz Ayuso, Pío García-Escudero e Ignacio García de Vinuesa
Isabel Díaz Ayuso, Pío García-Escudero e Ignacio García de Vinuesa - PP

Ayuso quiere cámaras en las habitaciones de los geriátricos

Las medidas serían con consentimiento de usuarios y familia, y propone inspecciones trimestrales

MADRIDActualizado:

El reciente caso de las dos ancianas maltratadas por sus cuidadores en una residencia concertada de la capital, Los Nogales de Hortaleza, ha vuelto a poner en primer plano la calidad de la atención que se da en estos centros a los residentes, así como la necesidad de incrementar los controles sobre la labor de quienes se encargan de sus cuidados. En esta línea, la candidata del PP a presidir la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, llevará en su programa un plan para dotar a las residencias, tanto públicas como concertadas, de un sistema de videocámaras que se instalen en las zonas comunes y, si las familias y los usuarios dan su consentimiento, en las habitaciones.

El Plan de Actuación para Incrementar la Seguridad en las residencias de mayores propone también la utilización de pulseras de geolocalización para los centros donde se atiende a personas con Alzheimer. Se trata, señalan, de extender medidas que ya existen en algunos centros, al conjunto de las residencias públicas y concertadas.

Las cámaras se atendrán siempre a lo que dicta la Ley de Protección de Datos, y también se contará para su puesta en marcha con los actores implicados, incluyendo a sindicatos y representantes de los trabajadores, del sector empresarial y del Ministerio Fiscal –dado que algunos usuarios son personas incapacitadas judicialmente–.

Los datos que se graben con estas videocámaras serán suprimidos en el plazo de un mes desde su captación, «salvo cuando hubieran de ser conservados para acreditar la comisión de actos que atenten contra la integridad de personas, bienes o instalaciones», aclara la propuesta.

Medidas cautelares

Díaz Ayuso ha mostrado desde el inicio de su campaña una gran preocupación por la tercera edad, y muchos de sus discursos hacen referencia a sus necesidades y a la importancia de devolverles lo aportado a la sociedad a lo largo de su vida. En este sentido, su propuesta de mejorar la calidad de las residencias de mayores incluye también un refuerzo de los inspectores, con «al menos» una inspección cada tres meses, en lugar de la pauta actual que marca la norma, de una al año. En la región madrileña en la actualidad se realizan dos en cada ejercicio, explicaron fuentes de la consejería de Familia yPolíticas Sociales.

Además, especifica que si en dichas inspecciones se detectara un riesgo inminente de perjuicio grave para los usuarios, los inspectores estarán facultados para «adoptar medidas cautelares inmediatas».

Otra de las posibilidades que abre la iniciativa de DíazAyuso es la de añadir a las sanciones, en el caso de infracciones graves y muy graves, la imposibilidad de que los centros sancionados puedan concertar nuevas plazas con la Administración.

Por otro lado, la candidata plantea reforzar las plantillas de las Unidades de Apoyo Personal y Social.

Para evitar que se repitan situaciones como las vividas esta semana pasada en la residencia Los Nogales, de Hortaleza, pide el equipo de campaña popular en la Comunidad de Madrid que se establezcan protocolos de colaboración con los Servicios Sociales municipales para alerta temprana de situaciones de riesgo de personas mayores en residencias, y también en Atención Domiciliaria, y un protocolo de comunicación con los familiares de los usuarios de las residencias para que tenga que haber consentimiento expreso para poner en marcha algunas medidas.