Pintada a favor del taxi en la bolsa de la T4
Pintada a favor del taxi en la bolsa de la T4 - Guillermo Navarro

El Ayuntamiento flexibilizará el taxi para que pueda competir «en igualdad de condiciones» con los VTC

Borja Carabante, delegado de Movilidad, asegura que el Consistorio está analizando el informe de la CNMC que insta a homogeneizar ambos sectores

MADRIDActualizado:

Flexibilizar el sector del taxi con el objetivo de que pueda competir «en igualdad de condiciones» con los VTC es uno de los claros objetivos del Ayuntamiento de Madrid. Así lo ha asegurado hoy el delegado de Movilidad y Medio Ambiente, Borja Carabante, durante la presentación del dispositivo de refuerzo de limpieza para las fiestas de Centro. Carabante aboga por cambiar un «sistema altamente regulado» con medidas como la precontratación o el precio cerrado de los servicios. «Estos son dos requisitos que sí pueden establecer a día de hoy los VTC y no el taxi», ha apuntado el delegado.

Asimismo, ha recordado que el decreto aprobado por la Comunidad de Madrid en abril obliga al Ayuntamiento a aprobar una nueva ordenanza del taxi, «no una ordenanza de las VTC». En eso es en lo que –en palabras de Carabante– ya ha empezado a trabajar el equipo de Gobierno municipal.

Al respecto, el delegado ha indicado que en la última semana de julio ha mantenido reuniones con todas las asociaciones del sector «para establecer cuál es el plan de trabajo para poder culminar la reforma de esa ordenanza del taxi con el consenso de todo el sector».

La problemática del taxi está latente en la capital desde julio del año pasado, cuando los conductores acamparon en el paseo de la Castellana para demandar a Fomento y a las Comunidades Autónomas el cumplimiento de la ley de proporcionalidad: un VTC por cada 30 taxis. El Ayuntamiento tiene hasta el próximo mes para pronunciarse al respecto y aprobar una nueva normativa, planteada en mayo por Manuela Carmena.

El viernes pasado, tal y como publicó este diario, la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) remitió un informe al Consistorio en el que insta a homogeneizar, en un texto global, ambos sectores, liberalizando el horario del taxi en vez de restringir los VTC. El texto no coincide con las medidas presentadas por el equipo de Carmena para solucionar el problema, y califica la normativa propuesta por Ahora Madrid de «discriminatoria», además de vaticinar que generará un «aumento de precios».

La normativa del anterior Ejecutivo, que está en periodo de alegaciones y pendiente del visto bueno del nuevo Ayuntamiento, aboga por regular los horarios de los VTC y limitar su circulación en vacío, con el fin de equiparar su situación a la de los taxis. Recoge, por ejemplo, que los VTC tengan un máximo de 16 horas al día y que trabajen cinco días a la semana, cuatro de ellos a diario y el restante en turno de fin de semana. Aunque este es el único punto del borrador que plantea la igualdad, la CNMC cree que la homogeneidad se debe realizar a la inversa y que tengan potestad para auto organizarse.

«La CNMC dice que esa ordenanza contraviene las normas básicas de la competencia al no producirse los tres principios necesarios para llevar a cabo una regulación: la justificación de la necesidad, la no discriminación y la proporcionalidad de la misma», ha asegurado al respecto Carabante, quien ha indicado que ya se está analizando el requerimiento para evaluar qué consecuencias tendrá eso sobre la tramitación de la nueva ordenanza.