Fachada del Congreso de los Diputados
Fachada del Congreso de los Diputados - Belén Díaz Alonso
Política

El Estado, el triple de caro que hace 40 años

Así se ha disparado el gasto público desde el año que se votó la Constitución y empezó a tejerse la España de las Autonomías

Actualizado:

El Estado les cuesta a los españoles más del triple ahora que hace 40 años. El sector público del país se ha encarecido más de un 200% en los últimos cuarenta años, fruto de una progresiva expansión del entramado administrativo y de las prestaciones públicas, lo que ha multiplicado el gasto público con el paso de los años. Es el cuadro de situación con el que el Gobierno de Pedro Sánchez encara ahora su proyecto presupuestario para 2019, tutelado por Podemos.

En 1978, con 37 millones de habitantes, el Gobierno de España se manejó con 3,5 billones de pesetas. Teniendo en cuenta que ahora la población roza los 47 millones de habitantes, y considerando la inflación acumulada desde entonces, aquel presupuesto de 1978 equivaldría a unos 180.000 millones de euros de los de ahora. Sin embargo, la realidad es que el PGE en vigor este 2018 ronda los 450.000 millones de euros. Y, además, a él hay que sumarle lo que consumen las autonomías, que hace cuarenta años aún estaban por construir. Entre el Estado y las comunidades autónomas consumen actualmente unos 600.000 millones de euros al año.

Otro botón de muestra: el gasto de personal. Hace cuarenta años, el sector público estatal dedicaba 5.476 millones de pesetas de las de entonces para pagar a sus empleados públicos. A precios actualizados, esos 5.476 millones de pesetas de 1978 equivalen a 37.000 millones de euros de los de ahora. Pero la realidad es que lo que ahora se gastan en sueldos entre el Estado y las autonomías es mucho más: unos 83.000 millones de euros, según los presupuestos de 2018 con los que está gobernando Pedro Sánchez y que dejó aprobados el PP.

Las cuentas de Suárez y Fernández Ordóñez

En pesetas de las de entonces, la Administración General del Estado tuvo en 1978 un presupuesto de 1,43 billones de pesetas –aunque al final se tuvo que ampliar hasta los 1,77 billones–; el de la Seguridad Social sumó 1,35 billones de pesetas; y el resto lo manejaron los entes y empresas públicas del Estado.

Aquellos fueron los Presupuestos Generales del Estado del año en el que España aprobó la Constitución. Esas cuentas del Gobierno de Adolfo Suárez fueron diseñadas con Francisco Fernández Ordóñez al frente del Ministerio de Hacienda. Pocos años después, Fernández Ordóñez dejó UCD y se integró en el PSOE. Fue ministro de Asuntos Exteriores del Ejecutivo de Felipe González entre 1985 y 1992.