Exteriores de una de las partes de la propiedad
Exteriores de una de las partes de la propiedad - ALDEASABANDONADAS.COM
GALICIA

Venden por 275.000 euros una prisión del siglo XVIII ubicada en Orense

Incluye la antigua vivienda del juez, calabozos, piscina, un estanque con manatial y hasta granero. Tiene 3.700 metros cuadrados

Santiago Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

El interés por la compra de propiedades singulares no cesa y encuentra en anuncios como el de una antigua prisión de Orense que ahora sale a la venta por 275.000 euros su mayor exponente. Porque, además de las aldeas abandonadas y los pazos señoriales, este tipo de inmuebles peculiares empiezan a copar un mercado cada vez más interesado en la historia que esconden las viviendas a las que clientes -mayoritariamente internacionales- echan el ojo. Es el caso de este penal del siglo XVIII con vistas a la montaña orensana y que fue construido para que el juez «impartiera justicia en él». Su objetivo explica que la propiedad, de más de 3.700 metros cuadrados de extensión, cuenten con calabozos anexos donde los reos eran encerrados si el magistrado así lo consideraba.

Según el anuncio publicado en la web aldeasabandonadas.com, esta casa histórica ideada como cárcel se amplió con el paso de los años, sobre el 1820, con la construcción de un granero, un horno para cocinar pan y una era de cien metros cuadrados para secar el maíz. Todos estos elementos se conservan, además del manatial de agua, de la fuente, del estanque y de una enorme piscina que se construyó con posterioridad.

Interior de la vivienda
Interior de la vivienda

Acerca de la ubicación de esta joya inmobiliaria, los vendedores explican que se enclava a una altitud de 600 metros sobre el nivel del mar que permite observar «a simple vista» la montaña de Cabeza de Manzaneda y algunos picos del país vecino. Sobre las caraterísticas de la casa, inciden en que la vivienda es habitable, aunque se encuentra en proceso de restauración y cuenta con buenos accesos y hasta conexión a Internet. Además explican, por lo que podría costar un piso de tamaño medio en la mayoría de las urbes españolas, sus compradores disfrutarán de un verdadero regalo de la naturaleza. «Los primeros rayos del sol entran cada día por las ventanas y se pueden observar los mejores amaneceres durante todo el año porque se pasa de la noche al día en tres minutos».

Piscina de la casa
Piscina de la casa

Interés internacional

La moda por estos parajes en medio de la naturaleza está en auge. Como ejemplo, la decisión tomada por una pareja de holandeses que no dudó en seguir el consejo de la actriz Gwyneth Paltrow a la hora de hacerse con un pequeño núcleo de la provincia de Lugo, a la venta por unos 150.000 euros, el pasado año. Los responsables de inmobiliarias especializadas en este tipo de inmuebles apuntan que, aunque los compradores internacionales suponen más del 70 por ciento, el cliente español se va haciendo hueco. Muchos de ellos planean un retiro en estos escenarios naturales y otros los compran para restaurar y convertirlos en una negocio hostelero. «Les interesan cuestiones como la orientación del sol, la calidad de la tierra y, sobre todo, el agua que hay cerca de la propiedad. Los ríos o la cercanía con la costa es algo muy valorado por ellos», aclaran desde Aldeasabandonadas.