Presentación de resultados en el Congreso Nacional de Biotecnología en Vigo
Presentación de resultados en el Congreso Nacional de Biotecnología en Vigo - CEDIDA
Biotecnología

Una vacuna de cuño 100% español en la carrera contra la tuberculosis

La gallega Biofabri presenta en Vigo los avances en los ensayos de su producto

SantiagoActualizado:

En 2017 diez millones de personas enfermaron de tuberculosis en el mundo y 1,6 murieron por causa de esta enfermedad curable y prevenible. 230.000 entre ese millón y medio largo de fallecidos eran niños, según datos de la Organización Mundial de la Salud. La tuberculosis es la primera causa de muerte por enfermedad infecciosa en el mundo y, aunque su incidencia es baja en el entorno europeo —también en territorios como Galicia, con un índice de casos históricamente mayor que el promedio español—, representa un problema de primer nivel en amplias áreas de países en desarrollo.

En la lucha contra esta enfermedad desempeña un papel clave el desarrollo de nuevas vacunas que mejoren la actual BCG —única desde su aparición en 1920— y en esa carrera por la consecución de una alternativa se hace hueco un proyecto de cuño 100% español, fruto de la suma de esfuerzos del Grupo de Genética de Micobacterias de la Universidad de Zaragoza y el grupo gallego de investigación, desarrollo, fabricación y comercialización de productos sanitarios de alto valor añadido Zendal, bautizado así en honor a la primera enfermera en misión internacional de la historia: la coruñesa Isabel Zendal, que acompañó a los niños portadores de la vacuna de la viruela en la expedición Balmis que llevó la inmunización a los territorios de ultramar.

«La vacuna BCG confiere una protección excelente en niños contra las formas severas de la tuberculosis infantil, pero su efecto disminuye a largo plazo y, fundamentalmente, no protege frente a la tuberculosis pulmonar, que es la forma responsable de transmisión de la enfermedad. El objetivo que busca la OMS para 2025 es una vacuna que sea más eficaz principalmente contra las formas de tuberculosis pulmonar porque es la forma de transmisión: cuando un individuo tiene una tuberculosis pulmonar activa puede contagiar a 15 personas. La forma de controlar la epidemia es controlar la tuberculosis pulmonar», explicó ayer en conversación con ABC Eugenia Puentes, directora de I+D de Biofabri, la división del grupo Zendal a cargo de la vacuna MTBVAC, que este martes expuso los avances del proyecto en el marco del XII Congreso Nacional de Biotecnología que se celebra en Vigo.

Sobre las fortalezas del proyecto, la doctora Puentes señala que «es la única que deriva de un aislado clínico de Mycobacterium tuberculosis y por lo tanto contiene la mayor parte de los antígenos inmunodominantes de las cepas virulentas», por lo que esperan que su vacuna «estimule una respuesta inmune celular duradera», similar a la inducida por la infección natural. «Los otros candidatos en su mayoría son vacunas de subunidades que pueden tener uno o dos antígenos», añade la especialista.

En 2013 la vacuna MTBVAC obtuvo la autorización para el primer ensayo de seguridad e inmunogenicidad en adultos sanos en Lausana (Suiza). Ahora, completa en Sudáfrica, uno de los países con mayor incidencia de tuberculosis, dos ensayos clínicos en fase IIA para seleccionar dosis: uno en recién nacidos y otro en adultos/adolescentes previamente vacunados con BCG. Si todo sale según lo previsto y las hipótesis se demuestran en posteriores estudios de eficacia, la vacuna podría ser una realidad en el mercado en 2025, de acuerdo a las previsiones más optimistas; 2027, en las más conservadoras.