Usuarios en la sala de espera de un centro de salud
Usuarios en la sala de espera de un centro de salud - ÁLVARO CARMONA
19-J, huelga en la Primaria

«Tienen que darnos tiempo: es la seguridad de nuestros pacientes»

Los médicos constituidos en Asambleas de Áreas Sanitarias de Galicia instan a la ciudadanía a apoyar sus movilizaciones: «Estamos en una situación límite», afirman

Actualizado:

«Tienen que darnos tiempo; es por la seguridad de nuestros pacientes». El tiempo para prestar una atención segura y de calidad fue, otra vez, el argumento central esgrimido ayer por los facultativos convocantes de la huelga programada este miércoles en los centros de salud y que afectará al personal licenciado sanitario. Constituidos en Asambleas de Áreas Sanitarias de Galicia —formadas por médicos de familia y pediatras a título individual después de que sindicatos y Coordinadora Galega de Atención Primaria firmasen en abril la desconvocatoria de los paros y aceptasen sentarse a negociar en el Consello Técnico constituido a tal efecto—, los facultativos recelan de los tiempos manejados por la Administración y de lo que consideran «respuestas ficticias y especulativas». «El ritmo al que hay que tomar decisiones es ya», expresó Carlos Eirea, miembro del colectivo.

«Hay medidas que podrían aplicarse a cortísimo plazo y que nos permitirían pensar que la Consellería tiene voluntad real para cambiar las cosas; medidas que no serían incompatibles con mantener todas las mesas de trabajo que deseen para estudiar el problema de la Atención Primaria», abundó Carmen Loureiro, en referencia a los cauces de diálogo habilitados por la Administración y enumerando la consolidación de interinos a través de una OPE extraordinaria, la mejora profunda de los contratos para sustitutos y la activación de citas preferentes para asegurar el acceso ágil a especialidades hospitalarias de sus pacientes frágiles —piden un plan de interconsultas con respuesta en 15 días—como ejemplos de medidas inmediatas factibles.

El colectivo realizará este miércoles, día de huelga, una manifestación que partirá a las 12.00 horas de la sede la Xunta en San Caetano y se dirigirá hasta la sede del Sergas en San Lázaro, y hace un llamamiento a la ciudadanía «a que nos acompañe, porque la Atención Primaria está en una situación límite, y nosotros estamos en una situación límite».