Julio García Comesaña y Félix Rubial en una imagen de archivo
Julio García Comesaña y Félix Rubial en una imagen de archivo - EFE
Nombramientos

El Sergas mueve a Orense a Félix Rubial, polémico como gerente en Vigo

Descartado como interlocutor válido por los profesionales durante el conflicto en la Atención Primaria, el que fuera director xeral de Asistencia Sanitaria intercambia destino con su homólogo en el área orensana, Julio García Comesaña

SantiagoActualizado:

Las relaciones se tensaron al extremo a finales del pasado año, cuando el descontento en la Atención Primaria se precipitó en Vigo con la dimisión en bloque de una veintena de jefes de servicio del primer nivel asistencial. Las declaraciones del gerente del área sanitaria, Félix Rubial, apuntando a supuestas motivaciones partidistas en el gesto de los profesionales no ayudaron a reconducir el conflicto y las relaciones entre las partes sólo fueron a peor. Las negociaciones con los dimisionarios fueron asumidas de modo directo por el conselleiro Jesús Vázquez Almuíña y volvieron a encallar cuando el equipo de la Consellería recuperó a Rubial en una de las reuniones. Los dimisionarios habían descartado al gerente como interlocutor válido y reclamaban su cese. El Sergas responde ahora con una reorganización en sus puestos de responsabilidad: mantiene la confianza en Félix Rubial, pero le traslada a la gerencia de Orense. Julio García Comesaña, quien compartió con Rubial responsabilidades de dirección en el Complexo Hospitalario Universitario de Vigo (CHUVI) hasta que en marzo de 2018 asumió la gerencia orensana, realiza el camino inverso y ocupa la vacante de Rubial en Vigo.

El Sergas cierra así un capítulo más en la amplia trayectoria de Félix Rubial, especialista en Medicina Preventiva con una dilatada experiencia en cargos de responsabilidad como director médico del Hospital de Burela, director médico del Hospital de Lugo, subdirector médico del Complexo Hospitalario Universitario de La Coruña, director operativo del Complexo Hospitalario Universitario de Santiago o, desde 2012, director xeral de Asistencia Sanitaria del Sergas, cargo que abandonó en 2015 para pilotar en Vigo la compleja reorganización e integración de equipos y unidades tras la apertura del nuevo hospital Álvaro Cunqueiro; «el proceso de reordenación asistencial más complejo acometido en España», según traslada el Sergas en una nota de prensa en la que se refiere al paso de Rubial por Vigo Como «una exitosa etapa de cuatro años» en la que se completó el «modelo de especialización avanzada de los hospitales Nicolás Peña, Meixoeiro y Álvaro Cunqueiro», se incrementó la capacidad resolutiva de los centros de salud del área y se pusieron en marcha nuevas unidades como las de Ortogeriatría, Ictus o Sueño. Del exgerente olívico, la Consellería destaca también su apuesta por medidas encaminadas a humanizar la asistencia sanitaria, siempre, apunta la nota de Sanidade, bajo la premisa de «el paciente primero».

Rubial permanece afectado por el proceso judicial en torno a supuestas irregularidades en la subcomisión de Farmacia que él presidió, encargada de autorizar uno a uno los costosos tratamientos de última generación frente a la Hepatitis C en tanto no se estableció su acceso generalizado. El caso, que sigue el Juzgado de Instrucción Número 3 de Santiago, mantiene a Rubial y a la exsubdirectora xeral de Farmacia Carolina González-Criado, como investigados por un presunto delito de prevaricación administrativa y otro de homicidio imprudente en relación a la muerte de seis pacientes ocurridas entre 2014 y 2015 para los que el tratamiento no llegó o no llegó a tiempo.