Tallas del Pórttico de la Gloria en una exposición en el Museo del Prado
Tallas del Pórttico de la Gloria en una exposición en el Museo del Prado - EFE

Santiago demanda a Carmen Franco por las estatuas del Pórtico

Noriega recuerda que en ningún momento existió un acuerdo de cesión institucional

SantiagoActualizado:

El Ayuntamiento de Santiago emprende finalmente acciones legales para recuperar las dos estatuas del Pórtico de la Gloria en propiedad de los Franco. A finales de septiembre el Consistorio envió a los descendientes del dictador un requerimiento para que devolvieran las esculturas de Mestre Mateo. Después de no obtener ninguna respuesta el alcalde de Santiago de Compostela, Martiño Noriega, confirmó ayer que el Ayuntamiento ha presentado una demanda por lo civil en un juzgado de Madrid contra Carmen Franco por la «propiedad irregular o ilegal» de las dos estatuas.

En declaraciones a los periodistas, Noriega indicó que la demanda se presentó el jueves por la vía civil tras la negativa de la familia Franco a atender el requerimiento enviado para que devolvieran las esculturas del Pórtico de la Gloria de la catedral. «Es una demanda por la vía civil, una acción reivindicatoria por lo que entendemos que es una propiedad irregular o ilegal de la familia Franco respecto a dos estatuas del Mestre Mateo, Abraham e Isaac», explicó el alcalde, que precisó que la demanda se ha substanciado en Madrid porque es allí donde reside Carmen Franco. El Ayuntamiento ha incluido «una demostración absoluta de la propiedad de las piezas por parte del Ayuntamiento, por el hecho de que en ningún momento existió ningún tipo de acuerdo de cesión a la familia Franco, institucional, ni legal», dijo Noriega. Estas piezas forman parte del patrimonio público, histórico-artístico del Estado y, por lo tanto, tienen que regresar «a su ciudad para el disfrute de todos los gallegos y de todos los visitantes que acuden a Santiago», aseveró.

Pancarta

Decenas de personas convocadas por el Bloque Nacionalista Galego (BNG) realizaron ayer una ocupación simbólica del museo de la Catedral de Santiago, desde donde colgaron una pancarta, para reclamar la devolución al patrimonio público de dos estatuas del Mestre Mateo, en propiedad de la familia Franco.