Audiencia Provincial de Santiago
Audiencia Provincial de Santiago - MAPS
JUICIO

Aplazado el juicio de la acusada de apuñalar a dos personas en un bar de Ribeira en agosto de 2018

El altercado se produjo por la desaparición del móvil de la procesada

SantiagoActualizado:

El juicio contra la mujer acusada apuñalar a dos personas en un bar de Ribeira en agosto de 2018 con un cuchillo de cocina ha sido aplazado debido a la petición acordada entre la Fiscalía y la defensa para «dar un tiempo» a establecer «la indemnización que se pide».

El Ministerio Fiscal ha presentado la solicitud ante el juez este miércoles en la Sección Sexta de la Audiencia Provincial de A Coruña, con sede en Santiago, donde iba a ser juzgada M.V.M por un presunto delito de homicidio en grado de tentativa, otro por lesiones y un tercer delito continuado de atentado, por los que la acusación pedía 14 años y medios de prisión.

Asimismo, la Fiscalía pedía para la procesada la indemnización de 6.000 euros a una de las víctimas y de 2.000 a la otra. Con esta petición, la defensa y la acusación pactarán una nueva cuantía para asegurar la reparación del daño causado.

Por su parte, el juez ha dado un plazo de un mes para que este acuerdo de voluntades se produzca y así lograr convenir una indemnización. Mientras tanto, la procesada seguirá bajo la condición de prisión provisional por los presuntos delitos cometidos.

Tal y como relata Fiscalía, la procesada M.V.M. acudió el 2 de agosto del pasado año a la terraza del bar portando el arma en su mano y se dirigió a la mesa en la que se encontraba A.G.T., con quien acababa de mantener un altercado en otro local motivado por la desaparición de un teléfono móvil.

En el momento en que la acusada increpó a A.G.T. por este mismo tema, SM.O.M. se interpuso entre ambos y recibió una puñalada. Tras ello, y «con ánimo de matar», subraya el Ministerio Público, M.V.M. arremetió contra A.G.T. y le asestó dos puñaladas en la región torácica.

Debido a las heridas, la supuesta víctima fue ingresada en la UCI con afectaciones al corazón, por lo que tuvo que recibir tratamiento quirúrgico.

Al desplazarse hasta el lugar agentes de la Policía Nacional, la presunta agresora, «en actitud amenazante y agresiva» con los patrullas y todavía armada con el cuchillo, «se negó a soltarlo» y lo «esgrimió» frente a ellos «a pesar de ser advertida hasta en cinco ocasiones de que depusiera su actitud».

A su vez, prosigue Fiscalía, la procesada dijo a los agentes: «A mí no me importa lo que me hagáis, a mí no me importa nada, que me devuelva los dos móviles». Además, llegó a blandir «activamente» el cuchillo y «se abalanzó» sobre ellos, que tuvieron que desenfundar sus armas reglamentarias para poder reducirla y esposarla.

Por estos hechos, el Ministerio Público pide para M.V.M. un total de 14 años y medio de prisión: cuatro por un delito de homicidio en grado de tentativa, otros cuatro por lesiones y tres años y medio por un delito continuado de atentado. Asimismo, la procesada deberá indemnizar a A.G.T. con 6.000 euros y a SM.O.M. con otros 2.000.