Gonzalo Pérez Jácome, durante el pleno en el que fue proclamado alcalde
Gonzalo Pérez Jácome, durante el pleno en el que fue proclamado alcalde - EFE

JÁCOME CREA POLÉMICARueda reclama «responsabilidad» a Jácome tras hablar de «mafia policial»

El alcalde insiste en que hay una «mafia del escaqueo» y asegura que el concello de Orense está «mucho peor de lo que pensaba»

SANTIAGOActualizado:

Los modos heterodoxos de Gonzalo Pérez Jácome empiezan a acaparar foco mediático cuando apenas arranca su primera semana como alcalde de Orense. Y no precisamente en términos positivos. Su paso por la televisión nacional se salda con un encontronazo con un peresentador y alusiones a «cierta mafia policial» en la ciudad de As Burgas que no han pasado desapercibidas. Este miércoles fue el vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, quien salió al paso de las primeras declaraciones extemporáneas del líder de Democracia Ourensana, a quien indicó que «tiene que pensar que, cuando habla, lo hace como alcalde, y tiene que hablar con responsabilidad», informa Efe.

Jácome, sin embargo, advirtió en su primer discurso como regidor que no iba a «cambiar» de costumbres de forma inmediata, y parece dispuesto a cumplirlo dando continuidad a las manifestaciones polémicas que le caracterizaron en la oposición. Este miércoles insistió en que existe «una mafia del escaqueo» que, según él, afecta a varios departamentos municipales, más allá del policial, contra el que se despachó tras ser multado en su primer día al frente del consistorio. Un día después de fijar el control horario de los municipales como primera medida en el cargo, trató de edulcorar sus epítetos concediendo que, en el concello, «existe gente con talento y voluntad entre las manzanas podridas», a las que «ponerle coto» porque «estropean a los demás», según recoge Ep.

El número dos, del PP

El nuevo alcalde orensano, lejos de contemporizar, hace bandera de una absoluta franqueza con la que tacha de «caos» el estado del consistorio y asegura que se lo ha encontrado «mucho peor de lo que pensaba», aquejado de «mala distribución» y «falta de técnicos cualificados». Un torpedo directo a la línea de flotación del anterior regidor, el popular Jesús Váquez.

Más allá de sus ajustes de cuentas, Jácome va perfilando el nuevo gobierno municipal. A la espera de que se concrete el nuevo gabinete, que podría desvelarse hoy de forma oficial, ayer el primer edil orensano firmó el decreto de nombramiento como teniente de alcalde de Jorge Pumar, concejal del PP, integrado igualmente en la Junta de Gobierno Local. El sábado, tras ser proclamado, el líder de DO ya avanzaba que el número dos del consistorio le correspondería a los populares.