La tutela del bebé ingresado está ya en manos del Gobierno gallego
La tutela del bebé ingresado está ya en manos del Gobierno gallego - ABC
GALICIA

Investigan la muerte de un bebé y el ingreso de su mellizo con una costilla rota en Orense

Por el momento no hay imputados, pero la Xunta ya se ha hecho cargo de la tutela del menor ingresado

SantiagoActualizado:

El grupo judicial de la Comisaría de la Policía Nacional de Orense ha abierto una investigación para determinar las causas de la muerte de un bebé de tan solo dos meses de vida en el domicilio familiar y las circunstancias que llevaron al ingreso de su hermano mellizo, tan solo unos días después de la pérdida del pequeño, con una fractura en las costillas, en la Unidad de Cuidados Intensivos de Pediatría del Complejo Hospitalario Universitario de Orense (CHUO).

Según han informado a Europa Press fuentes policiales, «hay un bebé que ha aparecido muerto y su hermano se encuentra ingresado en el hospital con lesiones costales», por lo que «desde el primer momento, el grupo judicial de la comisaría ha iniciado la investigación» para aclarar las causas de esta dramática situación. Por su parte, fuentes del Tribunal de Superior de Xustiza de Galicia (TSXG) han señalado que existen unas diligencias previas incoadas «como pasa siempre en este tipo de fallecimientos», pero han puntualizado que por el momento «no hay investigados en la causa», en referencia a la figura que anteriormente se denominaba como imputados.

Fuentes de la Consellería de Política Social de la Xunta consultadas por Europa Press han ratificado «el ingreso de un bebé con las costillas rotas». Asimismo, han afirmado que fue la trabajadora social del hospital la que alertó a la Xunta de Galicia «para que asuma la guarda provisional del niño».

Guarda provisional de la Xunta

Al respecto, han explicado que trata de «una medida provisional que se toma ante la posibilidad o la duda de que el bebé pueda estar en una situación de riesgo de seguir con su familia». De este modo, «la Xunta de Galicia asume la guarda provisional, que sería un grado inferior al de tutela. En este sentido, las fuentes de la Xunta subrayan que «el interés máximo que se busca proteger es el del menor ingresado». «Por este motivo se tomó la decisión de asumir su guarda provisional mientras se profundiza en la investigación para esclarecer el riesgo que conlleva para el menor este caso», concluyeron.