Abuín, durante una carrera deportiva - EFE / Vídeo: Un jurado popular juzgará al Chicle por el asesinato de Diana Quer
TRIBUNALES

El instructor del caso Diana Quer ampara la tesis de la violación

Desmonta la versión del Chicle y reafirma el móvil sexual de cara al juicio, que será juzgado con un tribunal popular

SantiagoActualizado:

El instructor del caso Diana Quer no tiene dudas sobre lo que ocurrió la madrugada que la joven desapareció en la nave de Asados. Según el auto de apertura de juicio oral contra José Enrique Abuín dado a conocer ayer, el juez entiende que se desprenden «indicios suficientes» para que las actuaciones se sigan contra el Chicle por los delitos de asesinato, agresión sexual y detención ilegal, tal y como piden Fiscalía y acusación particular. En sintonía con las partes, el instructor resalta el móvil sexual como desencadenante de un crimen en el que la versión aportada por el autor confeso de la muerte no le cuadra.

Su testimonio, incide Félix Isaac Alonso, presenta «notables incoherencias e incompatibilidades» con el resultado de las diligencias practicadas. El juez considera «poco creíble» que la víctima abandonase por propia iniciativa el paseo a través del cual regresaba a su casa en A Pobra do Caramiñal en la madrugada del 22 de agosto de 2016 para acceder a una vía «que no se encontraba en la trayectoria que seguía y que discurre entre naves abandonadas de peores características y en cuyas proximidades se encontraban instalados los vehículos de los feriantes». En cuanto al «agarre del cuello casi accidental» argumentando por la defensa del investigado, resalta que «no justificaría las lesiones constatadas».

Pero la crítica del titular de Ribeira va más allá al señalar que las «precauciones» tomadas por el Chicle buscaban «evitar la localización de la víctima» y también la comisión y posterior descubrimiento del delito de agresión sexual. Este extremo será clave a la hora de solicitar la prisión permanente revisable para el encausado, una condena que exigen tanto la familia como el Ministerio Público, que recreó con toda dureza su hipótesis sobre lo acontecido esa noche en la nave de Asados en su escrito de acusación. De probarse la violación dependerá la condena máxima, que tanto la acusación como el fiscal explican basándose en las pruebas indiciarias —la joven apareció desnuda— y en el historial delictivo del acusado, con más acusaciones de agresión sexual a sus espaldas.

Además, Alonso añade, en línea con la Fiscalía que, transcurridos al menos veinte días, el sospechoso regresó a la nave para comprobar el estado del cuerpo y lo lastró con unos bloques de hormigón para acabar de encubrir su delito.

A la vuelta del verano

En el auto de apertura, el instructor también decidió afirmativamente sobre que un jurado popular sea el encargado de juzgar el mediático caso, que presumiblemente se celebrará a la vuelta del verano en la Audiencia provincial de La Coruña con sede en Santiago. Sobre esta posibilidad, el padre de Diana Quer comentó en las páginas de ABC que «nadie mejor que la gente gallega para poner en su sitio a este individuo».