Feijóo y Casado, el pasado jueves, en la visita del presidente del PP a Vigo
Feijóo y Casado, el pasado jueves, en la visita del presidente del PP a Vigo - EFE
REACCIONES AL ADELANTO ELECTORAL

Feijóo acusa a Sánchez de anteponer los intereses del partido a los de España

El presidente de la Xunta censura que el país no puede permitirse estar paralizado hasta después del verano

SantiagoActualizado:

Partidario de aunar en una sola fecha los comicios autonómicos, locales y generales, el presidente de la Xunta Alberto Núñez Feijóo ha criticado duramente esta mañana la decisión de Pedro Sánchez de convocar elecciones el 28 de abril. Feijóo acusó a Pedro Sánchez de anteponer sus intereses «personales» y de partido frente a los intereses del conjunto de los españoles. España, dijo, no merece «quedar paralizada hasta después del verano».

Un día después de recibir la visita de Pablo Casado en Galicia, el barón popular consideró que la decisión de Sánchez se debe a que «muchos dirigentes del PSOE no querían que coincidiesen las elecciones» dado que no les gustaba la idea de «compartir cártel con Pedro Sánchez». Por este motivo lamentó que el presidente del Gobierno antepusiese su estrategia electoral a las necesidades del país. «España no es un juguete», reprochó Feijóo tras recordar que «Pedro Sánchez no entró de la mejor forma», en referencia a la moción de censura a Rajoy. Para Feijóo lo razonable sería hacer coincidir los comicios pendientes en una única fecha. Pedro Sánchez, dijo, «no va a pasar a la historia como un presidente muy responsable».

Más contundente se ha mostrado el PP gallegos. Su secretario general, Miguel Tellado, ha calificado al presidente socialista como «Pedro, El Breve» tras un mandato en el que se ha descubierto como un mandatario «frustrado». Al igual que Feijóo, Tellado ha lamentado que Sánchez no optara por el «superdomingo» para evitar así un gasto electoral que ha estimado en 200 millones de euros. «Sánchez precipita las elecciones para garantizarse ser candidato», ha subrayado, en referencia las críticas que podrían haber aflorado en Ferraz -y entre las federaciones territoriales- de postergarse la llamada a las urnas.

Con independencia de la fecha, el PPdeG se declara «preparado». Mucho más que sus rivales en la Comunidad, como un PSdeG que ve «plegado» al sanchismo, unas mareas sumidas en la concatenación de crisis internas y una nacionalismo, el del BNG, que peleará por regresar al Congreso.

En la derecha, no obstante, se avecina pelea. Los populares se ven capaces de anular las expectativas de Ciudadanos y Vox y reivindican concentrar el voto del «centro-derecha» para garantizar una mayoría capaz de desalojar al PSOE y sus socios del poder. Por ello, esquivan las quinielas sobre gobernabilida. «Hablar de pactos cuando pretendemos conseguir una amplia mayoría no tiene sentido», sentenció Tellado.