Sinaí Giménez entrando al juicio
Sinaí Giménez entrando al juicio - Europa Press
JUICIO

Aplazado el juicio al «Rey de los gitanos» entre enormes medidas de seguridad

La no comparecencia de tres miembros del clan de los «Morones» impide celebrar el proceso

Actualizado:

El juicio contra Sinaí Giménez, conocido como el «Rey de los gitanos de Galicia», y cinco de los miembros de su clan, los «Morones», ha quedado aplazado. La incomparecencia de tres de los encausados por provocar un altercado en la salida de los juzgados de Tui obliga a ello, según informa EFE.

Al Juzgado de lo Penal 1 de Pontevedra no han acudido Marino, Consuelo y Juan Paulo Giménez, que también está buscado como autor material de un tiroteo hacia miembros de la colectividad gitana de los «Zamoranos» en O Porriño, tras una pedida de mano. El juez ha decretado orden de detención para el primero, evaluación del estado de salud de la segunda, y mantenimiento de la búsqueda y captura para el tercero.

En un juicio para el que la Fiscalía pide penas que podrían alcanzar hasta los seis años y medio de prisión, por protagonizar un altercado en los juzgados de Tui, tras la salida de un agente de la Guardia Civil y un agente forestal implicados en el asalto de la casa del patriarca de los «Morones». Se vivieron momentos de tensión y estuvo marcado por la agresión a miembros de los cuerpos y fuerzas de seguridad, incluyendo un agente forestal que tuvo que salir evacuado en ambulancia.

Por ello, los juzgados de Pontevedra presentaban enormes medidas de seguridad para este proceso, con el fin de evitar repetir lo ocurrido en abril de 2014. Formadas por una veintena de agentes de Policía, tres furgones de la Unidad de Intervención Policial y dos dotaciones de Policía Nacional. Aunque en el mismo lugar también se encontraban más de 40 personas afines al «Rey de los gitanos» y los suyos.

Ante este juicio Sinaí Giménez se muestra tranquilo. «Yo la presión mediática la aguanto perfectamemente», afirmaba a Europa Press. Y destacaba que en su familia hay plena confianza. «Lo que se dice no es cierto», sentenciaba.

Pero no es el único juicio pendiente que tienen Sinaí Giménez y el clan de los «Morones», pues se enfrenta a una pena de 14 años de cárcel por su implicación en una reyerta con los «Zamoranos» en el mercado de Cangas en octubre de 2015. Por otro lado, para su hermana, María Consuelo, piden 10, mientras que tres para tres miembros de la colectividad rival. Está previsto para la próxima semana, y hasta 17 personas deberán pasar por la vista oral tras su participación en el tumulto donde los bandos se golpearon con barras de hierro.