A vueltas con las plantas de residuos

Actualizado:

La llegada de Ripoll al puerto de Alicante ha sido seguida de la sucesiva puesta en marcha de diferentes adjudicaciones. No solo las obras de remodelación de la Autoridad Portuaria adjudicadas a Econsa, sino también la autorización para instalar una planta de tratamiento de residuos en el suelo industrial de la terminal alicantina. El visto bueno para la planta de residuos se aprobó en el último consejo de administración del puerto, el pasado 6 de febrero. La planta tratará los residuos de los barcos que atraquen en el puerto. Curiosamente, la firma adjudicataria es Marpol, filial de la empresa Urbaser, que se adjudicó la controvertida contrata de residuos de Orihuela, investigada en el marco del «caso Brugal» en el que también está imputado Ripoll.