La campaña de los ministros «restó» 125.000 votos al PSPV

Los populares aumentaron sus apoyos en veintiséis localidades visitadas por Camps

VALENCIA Actualizado:

El nuevo PSOE que se perfila de la mano de Alfredo Pérez Rubalcaba no parece que vaya a resultar la panacea para el socialismo valenciano. Más bien al contrario. De acuerdo con el efecto que produjeron las visitas de los ministros de Zapatero a la Comunidad Valenciana durante la campaña se aprecia su impacto negativo, con la «pérdida» de 125.000 votos.

La visita del propio Rubalcaba el 19 de mayo a Elche no evitó que el PSPV se dejara el 4% de los sufragios y cediera el gobierno de la ciudad en favor del PP. Este guión se repitió con Ramón Jáuregui en Sagunto, donde los socialistas retrocedieron más de 2.000 votos y en Alicante, donde disminuyeron en 46.00 respecto a la cita de 2007.

Manuel Chaves en Paterna no evitó el hundimiento de su partido que sigue en manos del popular Lorenzo Agustí; Carmen Chacón en el cierre de campaña y el propio Zapatero en el mitin central en Valencia tampoco consiguieron que el PSPV minimizara su pérdida de votos, que llegó hasta los 54.000, al igual que Leire Pajín, que acudió a San Vicente del Raspeig y el 22-M los socialistas bajaron en 1.600 votos.

José Blanco en Cullera no provocó el cambio de gobierno, que sigue en manos del PP y sí contribuyó Valeriano Gómez en Orihuela, donde los socialistas subieron 500 votos. También logró un efecto positivo Joan Lerma en su visita a Beniarbeig, donde el PSPV dobló los votos obtenidos en 2007. Otros referentes del PSOE nacional como Marcelino Iglesias, José Bono y Juana Serna, también «pincharon» en sus visitas a Agres, Elche, Torrente y Castellón, respectivamente.

«Efecto» Camps

El caso opuesto lo ha encarnado el secretario regional del PPCV, Francisco Camps, quien ha conseguido sumar votos con su presencia en Castellón, Santa Pola, Elche, Dolores, Paterna, Vinaroz, Benicarló, Borbotó, Gandía, Utiel, Requena, Alzira, Alicante, Torrente, Alaquàs, San Vicente del Raspeig, San Juan, Novelda, Sagunto, Jávea, L'Alcora, Onda, Pilar de la Horadada, Guardamar del Segura, Torrevieja y Benejúzar. Sólo en Valencia, Ontinyent, Xàtiva, Benidorm y Tavernes de la Valldigna, el PPCV bajó su resultado respecto a 2007 pero fue el partido más votado.