La apuesta por la sostenibilidad otorga a Gustafson el Parque Central

Su proyecto es el que mejor «ha captado la forma de vida valenciana», según Rita Barberá

R. CARRIÓN
VALENCIA Actualizado:

El proyecto de la paisajista estadounidense Kathryn Gustafson ha sido el elegido para urbanizar el Parque Central de Valencia —el futuro gran pulmón verde de la ciudad—, una superficie de 250.000 metros cuadrados donde el agua será la protagonista. Esta intervención urbanística será la más importante en la historia de la ciudad de Valencia; sólo comparable a la creación del Jardín del Turia, obra de Ricardo Bofill, o la ciudad de las Artes y las Ciencias, de Santiago Calatrava. El diseño de Gustafson ha sido elegido entre cuatro finalistas —dos de ellos premios Pritzker— y supondrá una inversión de 72,9 millones de euros.

El parque discurrirá, como si de un gigantesco cuenco de cerámica valenciano se tratase, entre taludes y grandes extensiones que se levantarán para simular «cierta topografía en una ciudad tan plana como la de Valencia». El agua fluirá entre estos pliegues hasta dos grandes lagos situados en torno a la superficie central que cubrirá el canal de acceso ferroviario, y en grandes fuentes escultóricas, como la que presidirá la plaza de les Arts, flanqueada por una nave industrial y una cubierta de luces «led». Otras dos grandes explanadas serán las plazas Norte y Sur y se abrirá multitud de jardines temáticos entre las praderas y las avenidas de palmeras y jacarandas: el jardín de los niños, el de los perfumes, el de las flores del Mediterráneo y una huerta jardín, con cuyos cultivos se abastecerán algunos de los locales de comidas que abran en el parque.

Carácter medioambiental

La Sociedad Parque Central ha valorado el carácter medioambiental de este espacio, que contará con un certificado de sostenibilidad y que capta «la forma de entender la vida de los valencianos», según coincidieron ayer en destacar las tres administraciones implicadas.

Un verso del poeta valenciano Ausiàs March —«Aigua plena de seny» (agua llena de juicio)— da nombre al proyecto, que se ejecutará con financiación pública y privada en tres fases. La alcaldesa de Valencia, Rita Barberá; la secretaria general de Infraestructuras, Inmaculada Rodríguez-Piñero; y el conseller de Infraestructuras, Mario Flores, coincidieron ayer en señalar que esta actuación paisajística será una de las más importantes de toda Europa.