Imagen de archivo de un fallecido en la playa de El Postiguet, Alicante
Imagen de archivo de un fallecido en la playa de El Postiguet, Alicante - JUAN CARLOS SOLER

Verano 2019Un total de dieciocho personas han muerto ahogadas en la Comunidad Valenciana en lo que va de julio

La provincia de Alicante es la que mayor número de muertes ha registrado hasta el momento con un total de ocho fallecidos

VALENCIA Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Un total de dieciocho personas ha fallecido por ahogamiento en lo que va de este mes de julio, según datos aportados por la Real Federación Española de Salvamento y Socorrismo. La provincia de Alicante es donde más muertes se han registrado hasta el momento, con ocho decesos, seguida de la de Valencia con siete y Castellón con tres muertes.

Además, del total de provincias españolas, Alicante ocupa la tercera posición, situándose solo por detrás de Las Palmas (15), Málaga (9) y A Coruña (9). También se registran ocho personas fallecidas por esta causa en Zaragoza, Asturias y Tarragona.

Detrás de «casi todas estas muertes están la imprudencia y el desconocimiento», según ha lamentado la coordinadora de la Comisión de Prevención y Seguridad de la Real Federación Española de Salvamento y Socorrismo, Jessica Pino.

Además, ha incidido en que es importante la prevención y campañas de concienciación como #StopAhogados, que impulsa la Federación de Salvamento y que tiene el respaldo de las federaciones Mundial y Europea de Salvamento y a la que se ha unido Cruz Roja Española este año.

La campaña engloba acciones como la formación con prácticas en piscinas para alumnos de centros escolares y para toda la población en general a pie de playa.

Implicación de Administraciones en prevención

La coordinadora ha solicitado que las Administraciones se impliquen en las campañas de prevención tal y como se hace en materia de accidentes de tráfico ya que cada año se registran unas 400 muertes por ahogamiento en España, más de uno al día.

«Hemos realizado estudios que demuestran que con un menor tiempo de exposición que en la carretera, el riesgo en los espacios acuáticos es mayor», explica Jessica Pino, que concluye que «hay mucho silencio dada nuestra importancia turística y no se trata de alarmar, pero sí de que se sepa lo que hay y aumenten las medidas de prevención».