Imagen de la Junta de Síndics celebrada este miércoles
Imagen de la Junta de Síndics celebrada este miércoles - CORTS VALENCIANES
Política

El tripartito tumba todas las comparecencias del Consell en las Cortes Valencianas

PSPV, Compromís y Podemos rechaza cinco peticiones de la oposición para que miembros del Gobierno acudan al Parlamento por no considerarlas urgentes

VALENCIA Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

En dos semanas, el 11 de septiembre, arrancará el nuevo curso en las Cortes Valencianas. Lo hará con varios plenos (11-12 y 18-19 de ese mes) en los que los consellers comparecerán para explicar las líneas estratégicas de la gestión en sus departamentos durante la legislatura. La actividad parlamentaria se reiniciará, de este modo, de forma ordinaria tras varios meses de escasez pasadas las elecciones autonómicas celebradas en abril y sin recurrir a la Diputación Permanente, que se puede convocar si la mayoría de la Cámara así lo desea.

La voluntad del tripartito, sin embargo, es otra. PSPV, Compromís y Unides Podem han rechazado durante la Junta de Síndics de este miércoles cinco peticiones de comparecencias de miembros del Consell por no considerarlas urgentes.

Las solicitudes partían de la oposición. De un lado, el PP quería que el Ejecutivo autonómico ofreciera explicaciones sobre los casos de botulismo en las aves de l'Albufera, el cierre de playas de Valencia debido a la detección de sustancias fecales y los recortes en el gasto de las consellerias comunicados por Hacienda.

Han sido rechazadas, igualmente, las reclamaciones de Ciudadanos en materia de listas de espera sanitarias y la implantación de la tasa turística en la Comunidad Valenciana, una cuestión (esta última) que divide a los socios.

PP, Ciudadanos y Vox han votado a favor de las comparecencias, mientras los partidos del Consell lo han hecho en contra. «Aunque son temas importantes, para nosotros no cumplen los criterios por ser extemporáneos o no motivar urgencia», ha justificado la diputada del PSPV Carmen Martínez. En este mismo sentido, desde Compromís, Aitana Mas ha agregado que es inminente que los titulares de los departamentos acudan a las Cortes a partir de septiembre, postura defendida también por la síndica de Podemos, Naiara Davó.

Las formaciones de la oposición han criticado estas actitudes y han señalado que el Gobierno autonómico se encuentra «de vacaciones perpetuas» y que «no tiene ganas de trabajar».

El calendario de comparecencias de los consellers supone que algunos de ellos vayan a estar entre siete y once meses sin rendir cuentas ante el Parlamento. El pasado 28 de febrero se celebraba el último pleno de la novena legislatura y pocos días después Ximo Puig anunciaba el adelanto de las elecciones autonómicas. Los diversos comicios (abril y mayo), las negociaciones, la formación de Gobierno y, posteriormente, las vacaciones estivales, han dejado un funcionamiento de la Cámara bajo mínimos.

Con la excepción de Vicent Soler, la oposición no ha podido ejercer la labor de control sobre el resto de titulares de departamentos todavía a través de las interpelaciones en pleno. Es destacable especialmente el caso de los que repiten: Mónica Oltra pasará casi un año sin acudir, Rafael Climent diez meses, y Gabriela Bravo y Ana Barceló siete.