«Tengo que hacerlo bien para que Del Bosque piense en mí» David Albelda _ Jugador del Valencia

«Tengo que hacerlo bien para que Del Bosque piense en mí» David Albelda _ Jugador del Valencia

Actualizado:

POR RAÚL COSÍN

FOTO ROBER SOLSONA

VALENCIA. Poco a poco el rastro de la pasada temporada comienza a convertirse simplemente en un mal sueño. Albelda, quien en lo personal vivió uno de los capítulos más turbios en la historia del Valencia, por fin respira. Cuenta con la confianza de Unai Emery. Y paso a paso vuelve a mostrar su mejor versión. Ahora lo puede hacer sobre el césped. Juan Soler y Ronald Koeman pasaron. Ahora confía en Vicente Soriano y el técnico vasco, con los que la entidad blanquinegra vuelve a funcionar. Son líderes y en crecimiento.

-Unai les ha concedido unos días de descanso, coincidiendo con las citas internacionales. El asunto ha comenzado muy bien, ¿no?

-Llegamos a este descanso con la moral alta y contentos de cómo ha empezado la temporada. A veces te planteas si lo mejor era parar, aprovechando el momento, pero el calendario es el que es.

-¿En tan pocos meses cómo o qué ha cambiado para que el Valencia haya pasado de flirtear con el descenso a ser líder?

-Bajo mi punto de vista, Vicente Soriano, su directiva y la gente de la que se ha rodeado han hecho un buen trabajo de manera que ahora mismo sólo se piensa en lo deportivo dentro del club. Además, el fichaje de Unai Emery me parece muy acertado, porque está siendo un entrenador que ha hecho cómplice a toda la plantilla. El año pasado era todo lo contrario. Lo deportivo era lo último y el entrenador dejó a mucha gente fuera del camino común.

-La pasada temporada fue muy dura para usted tanto en lo deportivo como en la relación de su persona con el club. ¿Cómo se encuentra?

-Estoy contento. Cuando empezó esta temporada hubo muchos cambios, que a título personal me beneficiaron. Y en lo deportivo estoy contento porque el equipo está bien, es líder y yo estoy jugando.

-Después de más de ocho meses sin competir, ¿nota que está cogiendo su punto óptimo?

-Poco a poco me voy encontrando mejor. Fue mucho tiempo sin competir al máximo nivel. Creo que todo lo que sea acumular minutos es bueno, pero espero estar mucho mejor.

-El pasado verano las idas y venidas y los cambios fueron la tónica. Soler, Villalonga, Soriano,... ¿Se vio fuera del club?

-Todo el mundo sabía que yo tenía que salir sí o sí tanto con la gente de Soler como con la entrada de Villalonga y Azkargorta. Con la llegada de Vicente Soriano todo cambió.

-¿Qué lectura hace de la reacción del aficionado con su persona después de todo lo ocurrido la pasada campaña (demanda al Valencia, la imagen en un Tribunal, el recurso,...)?

-El desgaste del año pasado me ha hecho perder bastante popularidad entre la gente, pero, en general, creo que la relación es positiva. Ahora el aficionado está más centrado en los resultados y en que la cosa va bien, que en un solo jugador.

-Usted pidió no entrar en la votación para la capitanía, que ha ostentado muchos años. ¿Cómo valora la elección de Marchena?

-Por mí bien. Todo lo que elija el vestuario lo veo bien.

-Ha vuelto a jugar. Suma minutos. Es importante para Emery. ¿Ve posible volver a la Selección?

-Me gustaría. Claro que sí. Pero para eso tengo que estar jugando y hacerlo bien y también que el equipo vaya bien. De momento, el camino es bueno y hay que alargarlo lo máximo posible. También es verdad que ahora eso es difícil, porque la Selección ha ganado la Eurocopa y es normal que se confíe en el grupo.

-¿Siente que Ronald Koeman le quitó la posibilidad de ganar una Eurocopa?

-Sí. No lo siento, fue evidente. Todo el mundo lo ha visto. Estaba en la base de esa Selección y de repente desaparecí.

-¿Del Bosque le ha llamado?

-No, no. Él tiene que seguir su camino y yo tengo que hacerlo bien para que algún día piense que puedo estar ahí.

-¿Cómo definiría a Unai Emery?

-Lo primero que le caracteriza es que es muy trabajador. Además, entiende bastante bien a los jugadores. Es dialogante, abierto. Tiene un talante muy bueno. Quizá, por su manera de trabajar es de la escuela de Benítez, de Quique,... de gente que le gusta el fútbol, que trabajan el físico, lo táctico, el trato del balón.

-¿Ve similitudes con el equipo de la época de Benítez?

-Es evidente que ofensivamente tenemos un equipo poderoso. Entonces teníamos a Oliveira, a Sánchez, a Mista,... que eran grandes delanteros, pero que quizá no estaban a la altura de los Villa y compañía.

David Albelda vuelve a ver el fútbol desde el césped y ha hecho borrón y cuenta nueva con la pasada temporada