Túnel antes del peaje de San Juan de Alicante, en la AP-7
Túnel antes del peaje de San Juan de Alicante, en la AP-7 - JUAN CARLOS SOLER
Carreteras

El Senado exige al Gobierno que la autopista AP-7 sea gratuita y el PSOE se abstiene

El PP y Podemos se suman a la moción de Compromís para el rescate de la vía rápida sin prorrogar más la concesión

VALENCIAActualizado:

El Pleno del Senado ha aprobado este martes una iniciativa en la que insta al Gobierno a que la autopista AP-7, en su recorrido por la Comunidad Valenciana, sea gratuita y se mantenga en el futuro sin peajes, tras rescatar la concesión a una empresa.

La moción presentada por Compromís ha podido salir adelante al sumarse el PP, con mayoría absoluta en la Cámara Alta, mientras que los socialistas se han abstenido.

El senador de esta coalición Carles Mulet ha recordado el rechazo del PP en el pasado a iniciativas similares y ha agradecido el apoyo de ahora, logrado al admitir Compromís una enmienda de los 'populares'. La moción ha contado con el respaldo también de Unidos Podemos, que ha calificado la propuesta de una "reivindicación histórica" de los valencianos.

El PSOE, sin embargo, se ha mantenido en la abstención con el argumento de que el Gobierno trabaja en sus propias medidas para cumplir esos objetivos de gratuidad para la autopista a partir del 1 de enero de 2020. Los socialistas han planteado a Compromís una moción alternativa, pero el diputado valenciano no la ha aceptado.

La moción incluye la exigencia al Ejecutivo de que una vez rescatada la autopista no se aplique ningún nuevo canon ni se pague compensación económica por su mantenimiento, y también se reclama a la empresa concesionaria que entregue la infraestructura a finales de 2019 "en óptimas condiciones de conservación y mantenimiento".

La última parte de la moción ha sido modificada por el PP mediante una enmienda, aceptada por Compromís. Con ella, se reclama al Gobierno que se bonifique de manera inmediata el 50 por ciento del peaje a vehículos pesados y se exima por completo a los ligeros, al menos en los tramos que coinciden con carreteras de alta siniestralidad o de mucho tráfico, en idénticas condiciones a las acordadas para la AP-7 en Cataluña.