Retenciones de hasta 13 kilómetros en la Operación Salida de Semana Santa

ABC/
Actualizado:

VALENCIA. La Comunidad Valenciana vivió ayer una de las jornadas más intensas a nivel de desplazamiento de vehículos de todo el periodo vacacional de Semana Santa. Así, las retenciones fueron la tónica dominante durante toda la jornada, principalmente en las salidas de Valencia.

Así, la A-3, a la altura del término municipal de Chiva, en sentido hacia Madrid llegó a registrar por la mañana hasta 16 kilómetros de retenciones. Mientras, en la A-7, a su paso por las poblaciones de Orihuela, en sentido Murcia, y la localidad valenciana de Riba-roja, en sentido Alicante, las colas llegaron a ser de 13 kilómetros, según informaron fuentes del Centro de Gestión de Tráfico.

Por provincias, en Valencia, además de en la A-3 y en la A-7, se produjeron dos kilómetros de retenciones en la CV-35, en Casinos, en sentido Ademuz, al igual que en la N-340, a su paso por Xàtiva, en sentido Albacete.

También se produjeron colas de 1,5 kilómetros con tráfico lento en la confluencia de la A-7 con la A-3, en sentido Barcelona, y en la V-31, Pista de Silla, a la altura del municipio valenciano.

En Castellón, las aglomeraciones de vehículos llegaron a formar colas de seis kilómetros en la A-23, en Segorbe, sentido Teruel, y en la N-234, tres kilómetros de tráfico intenso, también en sentido Teruel, a su paso por Jérica.

En la provincia de Alicante, sólo se registraron los citados 13 kilómetros de retenciones en la A-7. El tráfico recuperó la normalidad en las carreteras de la Comunidad Valenciana al filo de las 16,30 horas cuando sólo se registraba tráfico lento en la A-7.

En el apartado de siniestros, el más grave se produjo en la localidad de Cabanes donde un hombre falleció y una mujer resultó herida grave cuando el vehículo en el que viajaban se salió de la carretera y chocó contra una valla.

El accidente se produjo hacia las 5,40 horas de la madrugada, en el kilómetro 402,90, de la carretera AP-7, a su paso por Cabanes. Por razones que se desconocen, aunque todo apunta al exceso de velocidad, el vehículo se salió de la calzada y se estrelló contra la valla de protección, muriendo un varón de 61 años, y resultando herida grave, una mujer de 59 años.