Imagen de una palmera tumbada por el viento en Elche
Imagen de una palmera tumbada por el viento en Elche - POLICÍA LOCAL
El tiempo

Las rachas de viento de hasta 80 kilómetros por hora obligan a suspender clases en Elche

La medida de seguridad afecta a dos colegios de la capital ilicitana

ALICANTEActualizado:

Las fuertes rachas de viento registradas desde la madrugada de este martes han obligado a suspender por precaución las clases en los colegios El Palmeral y La Galia de Elche (Alicante), ante el riesgo de caída de las palmeras con las que cuentan ambos centros.

El viento ha alcanzado fuertes rachas esta madrugada en la provincia de Alicante que han alcanzado los 78 kilómetros por hora en Rojales y los 72 en el Aeropuerto de Alicante-Elche, según ha informado Aemet.

Además, ha señalado que es posible además que en zonas del Vinalopó Mitjà, como Novelda o Elda, se haya producido además algún fenómeno convectivo de tipo reventón cálido, que sulee ocurrir cuando cae una tormenta y el resultado es un repetino e intenso calientamiento de agua.

Asimismo, en la mañana de este martes se está registrando una banda nubosa con movimiento de sur a norte cubriendo el cielo de casi toda la provincia de Alicante (salvo el extremo sur), Valencia y extremo sur de Castellón.

El viento ha obligado al Parque Principal de Bomberos de Elche (Alicante) a realizar más de una treintena de servicios tanto en el municipio ilicitano como en Santa Pola. En Elche, el ayuntamiento ha decidido incluso cerrar por precaución los parques y huertos con palmeras.

Imagen de una palmera tumbada por el viento en Elche
Imagen de una palmera tumbada por el viento en Elche - POLICÍA LOCAL

En el colegio San Fernando, una de las palmeras se ha partido y ha caído en el patio del centro. Este suceso se ha producido antes del inicio de las clases, de modo que la comunidad educativa ha accedido al centro al mismo tiempo que funcionarios municipales procedían a la retirada del palmeral.

Además de la caída de árboles, los bomberos se han visto obligados a actuar en el saneamiento de fachadas y la recogida de antenas desprendidas tanto en Elche como en Santa Pola, al tiempo que en esta última localidad se ha acordonado parte del polideportivo municipal ante el riesgo que existía de desprendimiento de parte de su cubierta.

Las incidencias provocadas por la afección del viento en toldos han sido otras de las actuaciones a las que han tenido que hacer frente los efectivos del Parque Principal de Bomberos de Elche.