El PLAVER suministrará electricidad a las poblaciones más inaccesibles

Actualizado:

ABC

CASTELLÓN. La electricidad continúa siendo en muchos municipios del interior de la Comunidad un bien escaso al que no todos los habitantes tienen acceso. La escasez de recursos y necesidades de determinados grupos poblacionales dificulta en ocasiones la ampliación de una red eléctrica que pueda abastecer de energía a un territorio. Por ello en muchas regiones la energía solar se convierte en la única alternativa al suministro eléctrico.

La electricidad solar es aquella que se obtiene a través de la captación de la luz y el calor que emite el sol y se incluye dentro de las llamadas energías renovables. La potencia de la radiación varía en función del momento del día, las condiciones atmosféricas y la latitud. La Comunidad es un territorio especialmente propicio para este tipo de energía debido a su privilegiada situación y climatología.

Mejora de suministro

En los últimos años las administraciones provinciales y autonómicas han llevado a cabo diversos proyectos. De este modo, actualmente, tan sólo algunas masías y caseríos diseminados y apartados son los que subsisten sin energía eléctrica.

Un año más la Diputación de Castellón pone en marcha PLAVER (Plan Valenciano de Electrificación Rural), con el objetivo de extender la red eléctrica hacia las zonas rurales más inaccesibles, tanto núcleos habitados dispersos como instalaciones ganaderas o agroindustriales.

Para este año 2009, son 35 los municipios castellonenses beneficiados con la subvención de la institución provincial de 232.000 euros. A esta cuantía, se le suman los 403.000 euros con los que la Conselleria de Infraestructuras participa en el proyecto.

De este modo, y gracias a los planes provinciales previstos para este año, más de 36.000 habitantes verán mejoradas sus infraestructuras eléctricas. Las actuaciones irán destinadas principalmente a : nuevos alumbrados en municipios rurales, modernos suministros, renovación de alumbrados ya existentes y reformas en las instalaciones eléctricas de determinados municipios como Traiguera, Eslida, Sarratella, Vilafranca, Forcall o Altura.

Cerca de 600 proyectos

Desde que el PLAVER se pusiera en marcha en 1996 se han ejecutado 584 proyectos en la provincia de Castellón, para los que la Dirección General de Energía ha destinado un total de 7,8 millones de euros.

«El objetivo fundamental del plan es garantizar el suministro eléctrico en las zonas con déficit, como son los municipios más pequeños y de interior, además de mejorar la calidad de servicio», aseguró el vicepresidente primero de la Diputación Francisco Martínez.

Industrias beneficiadas

Además los proyectos del Plan de Electrificación han permitido beneficiar a iniciativas de empresas agroganaderas, al turismo rural, a industrias manufactureras y a nuevas instalaciones productivas. También ello ha favorecido la demanda de otro tipo de infraestructuras como son las de suelo industrial o las plantas para el abastecimiento de gas natural.