El alcalde de Albal, Ramón Marí, conversando con un agente de la Policía Local
El alcalde de Albal, Ramón Marí, conversando con un agente de la Policía Local - AYUNTAMIENTO DE ALBAL
Sucesos

Una pelea masiva entre un centenar personas en Albal termina con pedradas a la Policía

La reyerta ha dejado cuatro heridos y ha obligado a cancelar las discomóviles previstas en la localidad valenciana

Actualizado:

Alrededor de un centenar de personas se han visto implicadas en la madrugada de este martes en una reyerta masiva en las fiestas de Albal, que obligó a desplegar hasta 12 patrullas de Policía Local de Albal y de otras poblaciones de la comarca, así como dotaciones de la Guardia Civil y de seguridad privada.

Según fuentes policiales, la intervención policial para neutralizar el enfrentamiento provocó una negativa reacción de los participantes, que se encararon a los agentes y que terminaron lanzando piedras a las distintas patrullas policiales, lo que obligó a pedir refuerzos a toda la comarca.

A consecuencia de la pelea multitudinaria ocurrida en el Parque La Balaguera, donde se celebraba la fiesta de los Barracones, cuatro personas resultaron heridas y siete de ellas han sido identificadas.

Los altercados provocaron daños materiales, entre los que se encuentran la rotura de la valla que delimita el Parque La Balaguera con la CV-33.

El alcalde de Albal, Ramón Marí, en coordinación con la Policía Local, ha decidido cancelar las discomóviles previstas para hoy y el sábado 27, decisión que ha sido trasladada a los Festeros de Santa Anna, quienes han lamentado los incidentes y han realizado "un llamamiento al civismo y contra la violencia de cualquier tipo".

El primer edil, por su parte, ha declarado que la seguridad e integridad de las personas "está por encima de todo".

Otra de las decisiones del Ayuntamiento de Albal ha sido la contratación de más seguridad privada con el objetivo de reforzar la vigilancia en colaboración con la plantilla de la Policía Local.

El Intendente de la Policía Local de Albal, Manolo Ocaña, ha destacado que la actuación de la seguridad privada fue "vital" para resolver el enfrentamiento.