Imagen de Patxi López en el mitin celebrado hoy en Valencia - EFE
Primarias PSOE

Patxi López confía en que el PSOE recupere los votos de la izquierda que se llevó Podemos en las elecciones

El candidato a la Secretaría General del partido asegura que «nunca» dirá que su objetivo es pactar con la formación morada

VALENCIA Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

El exlehendakari y aspirante a la Secretaría General del Partido Socialista, Patxi López, se ha mostrado convencido en que el PSOE recuperará los votos de la izquierda desplazada a Podemos. «Si acertamos en lo que tenemos que hacer, los votantes de izquierdas que votaron a Podemos en las pasadas elecciones, van a volver». «Porque están esperando que vuelva a estar en pie el Partido Socialista». Por ello, ha recalcado en este sábado durante un mitin en la sede del PSPV-PSOE de la ciudad de Valencia que en su proyecto «nunca dirán que su objetivo es pactar con ellos» (Podemos), ya que es «conquistar la mayoría social».

López ha advertido este sábado a los militantes de su partido que «las tripas piden sangre» y «si no sacamos la rabia de las tripas, reaccionamos con más tripas y, si piden sangre, acabamos todos desangrados». Además, ha reconocido que se jugará mucho al voto útil en estas primarias y ha pedido perdón porque «no teníamos derecho a romper» la unidad del PSOE.

Así se ha expresado el candidato vasco frente a los cerca de un centenar de militantes socialistas: «Desde hace mucho tiempo habéis visto como se hablaba de vosotros para ir a las mesas electorales y a las carreteras, y eso genera rabia».

López les ha emplazado a «sacar esa rabia de las tripas» para que, cuando llegue el momento de votar el 21 de mayo, «no vayamos para cobrarnos una venganza». «Si no sacamos la rabia de las tripas, reaccionamos con mas tripas, y, si las tripas piden sangre, acabamos todos desangrados», ha advertido, al tiempo que ha pedido a los afiliados ir a votar con el «corazón» pero también con la cabeza.

De hecho, ha asegurado que en estas primarias «se va a jugar mucho al voto útil». «Y todos me van a mirar a mí, claro», ha añadido, porque cree que «algunos van a decir que el voto útil para ganar a Susana (Díaz) es Pedro (Sánchez) y el voto útil para ganar a Pedro es Susana», al tiempo que se ha preguntado cual es el voto útil para «salvar al Partido Socialista».

División y falta de claridad

Respecto a la situación actual del socialismo en el resto de Europa, el socialista ha incidido en que «no hay mas que ver lo que está pasando con los partidos socialdemócratas que, con la misma historia, traición y peso que el PSOE, están pasando a la irrelevancia cuando no desapareciendo por la división interna y por la falta de claridad en el proyecto».

En este sentido, ha reconocido que el PSOE tiene «división y falta de claridad» porque ha ido «comprando todos los dogmas de fe de la derecha neoliberal». Como ejemplo, ha indicado, cuando «compraron» aquello de «es que no se puede hacer otra cosa, como las reglas del mercado son estas».

A Iglesias: ¿Y dónde está la gente?

En cuanto a la relación con el líder de Podemos, Pablo Iglesias, Patxi López ha recordado como la primera vez que Iglesias fue a el País Vasco fue a la sede de Batasuna y «dijo que estaba orgullosísimo de estar con los auténticos héroes, que eran los únicos que habían entendido qué era la Constitución».

De esta forma, Patxi López ha criticado que Iglesias dijera que sí a un Gobierno socialista, pero «quiere ser vicepresidente, controlar el ejercito, la policía, los espías, la tele; y yo decía: ¿y dónde está la gente?». «Le hemos visto en la política espectáculo permanente», ha aseverado.

Un PSOE más feminista

El aspirante vasco ha abogado por un Estado que distribuya bien de la riqueza, que «no se hace subiendo los impuestos a los trabajadores, sino decidiendo una fiscalidad para que todo el mundo pague lo que le corresponde», así como por una partido «más feminista».

Al respecto, ha propuesto que la violencia machista no dependa de la voluntad de cada comunidad, sino de la Constitución para que todos los poderes públicos, desde el Ayuntamiento hasta el Gobierno de España, tengan la «obligación de defender y proteger la integridad y la vida de estas mujeres».

Por otra parte, López ha propuesto abrir las estructuras del partido para que los jóvenes «gestionen hoy su presente» y ha añadido que no quiere «levantar fronteras», sino «destruirlas».

También ha apostado por un partido cada vez más federalista, que «al final significa que sepamos que el poder en este país no irradia de un único punto», ya que «España es diversa y singular».