Numerosos menores tiraron petardos en la primera «despertà»

La primera «despertà», la primera «mascletà», la «Crida»... La ciudad de Valencia vive ya con impaciencia sus fiestas josefinas, que tendrán su máxima expresión en la semana fallera del 15 al 19 de

JAVIER REIGADAS. VALENCIA.
Actualizado:

La primera «despertà», la primera «mascletà», la «Crida»... La ciudad de Valencia vive ya con impaciencia sus fiestas josefinas, que tendrán su máxima expresión en la semana fallera del 15 al 19 de marzo, cuando la «cremà» devuelva la normalidad a una capital del Turia que no quiere pasar desapercibida en el año de la celebración de la Copa América.

Después de tanta polémica con la edad mínima -doce años- para tirar petardos y las moratorias y la autorización que la Junta Central Fallera anunció que va a reclamar a los tutores de los menores de dad para participar en esta importante parte de las fiestas, la verdad es que numerosos niños lanzaron pequeños artilugios pirotécnicos, algunos con el consentimiento y vigilancia cercana de sus padres, y otros sin ella.

Por la tarde-noche, miles de Valencianos asistieron a la tradicional «Crida», un acto celebrado en las Torres de Serrano con el que se inicia oficialmente los festejos falleros de 2007.

Ante una gran cantidad de comisiones falleras y público en general, la Fallera Mayor de Valencia, Marta Reglero Mangada, realizó un llamamiento a Valencia, a España y al mundo para que disfruten de estas tradicionales fiestas.

Anteriormente, y después de la citada primera «despertà» de las Fallas, se disparó la también primera «mascletà» de las fiestas josefinas en su horario y espacio habitual, es decir a las 14 horas en la plaza del Ayuntamiento. La empresa encargada del acto fue Valenciana de Llanera de Ranes y Gori de Mislata.

A partir de próximo jueves, las «mascletaes» serán diarias hasta el 19 de marzo, San José, día de la «cremà».