Imagen de Teo Rodríguez tomada el pasado mes de agosto
Imagen de Teo Rodríguez tomada el pasado mes de agosto - ROBER SOLSONA
Sociedad

El joven valenciano de 385 kilos denuncia que le quieren trasladar a una casa de 45 metros

La familia de Teo Rodríguez lleva el caso a los juzgados e insiste en que debe permanecer hospitalizado

VALENCIAActualizado:

Primero fue trasladado a su domicilio en un camión y ahora le ofrecen vivir en una casa pequeña y lejos de sus seres queridos. La familia de Teo Rodríguez, el joven que sufre obesidad mórbida y ha llegado a pesar 385 kilos ha denunciado en el juzgado al Hospital de Manises y a Servicios Sociales por querer trasladarlo a un piso de 45 metros cuadrados en Quart de Poblet, a 34 kilómetros de Turís, donde viven su madre y su hermana.

Teo Rodríguez, de 34 años, permanece en el Hospital de Manises, donde ingresó a mediados de agosto y donde, según el centro, permanece por una "cuestión social" y "no cuenta, desde el punto de vista médico, con ninguna condición ni causa clínica que justifique un ingreso hospitalario".

El pasado 21 de agosto, la vicepresidenta del Consell y consellera de Igualdad y Políticas Inclusivas, Mónica Oltra, informó de que Teo iba a ser reubicado en una residencia o en una vivienda adaptada a sus necesidades.

La hermana del joven, Débora, ha explicado este viernes a EFE que Servicios Sociales quiere trasladar a su hermano a una planta baja de 45 metros en Quart de Poblet, adonde tendría que ir a vivir solo y recibiría asistencia dos horas al día.

[Teo Rodríguez: «Perdí la esperanza cuando me reventó el balón gástrico»]

Además, estaría situada en un municipio que está a 34 kilómetros de Turís, donde residen su hermana y su madre, lo que dificulta que la familia pueda acudir a atenderlo. "Si le pasa algo, entre que llegamos ya está muerto", ha dicho.

Ante esta situación la familia, que quiere que el joven permanezca ingresado en el Hospital de Manises porque "sigue estando mal y sin poder moverse", presentó este jueves una denuncia en el Juzgado de Quart de Poblet.

«Aunque el hospital dice que no, mi hermano sigue mal. La semana pasada le bajó el oxígeno y casi lo intuban»

"Mi hermano no puede irse a vivir solo", ha afirmado Débora, quien ha agregado: "Por mucho que le den una vivienda, no podemos hacer nada con él, necesita atención sanitaria".

"Aunque el Hospital dice que no, mi hermano sigue mal. La semana pasada le bajó el oxígeno y casi lo intuban", según ha relatado para criticar que el Hospital no les "quiere dar ningún informe", ni a ellos "ni al juzgado".

Débora Rodríguez ha indicado que desde Servicios Sociales le dijeron que les estaban "metiendo presión" desde el Hospital porque "no querían tenerlo más tiempo ingresado",