Imagen de los detenidos en el aeropuerto de Alicante
Imagen de los detenidos en el aeropuerto de Alicante - ABC
Sucesos

Detienen en Alicante a cinco turistas británicos buscados por los destrozos en un hotel de Sevilla

Los arrestados fueron sorprendidos en el aeropuerto cuando volvían de nuevo a España a pasar otras vacaciones

ALICANTEActualizado:

En plena controversia por el turismo de excesos con sexo, drogas y alcohol de los pensionistas ingleses en Benidorm, cinco británicos han sido detenidos en el aeropuerto de Alicante-Elche cuando aterrizaban de un vuelo procedente de Manchester al tener en vigor una orden de búsqueda por no presentarse en Sevilla a un juicio como acusados por los delitos de desórdenes públicos, daños y atentado a agente de autoridad.

Los cinco británicos, de entre 30 y 32 años, habían sido arrestados el 23 de febrero del año pasado en la capital hispalense por esos presuntos delitos pero no acudieron al juicio por dicha causa, por lo que un juzgado de la ciudad andaluza emitió una orden de búsqueda y captura. Los cinco hombres han sido capturados cuando volvían a España a pasar otras vacaciones. Hosbec, la patronal hotelera de Benidorm, principal destino de los turistas británicos que visitan España ha reclamado «mano dura» contra el denominado «turismo de excesos» del que se ha hecho eco esta misma semana la prensa inglesa.

De acuerdo con la información suministrada por la Policía Nacional, están acusados de haber lanzado piedras contra la fachada de un hotel en Sevilla, provocando desperfectos en la misma, y haber arrojado al suelo varias motocicletas que estaban estacionadas en las inmediaciones.

Tras una persecución a pie por las calles de Sevilla, los agentes lograron capturarlos. En el momento de la detención, afirma la nota de prensa, "mostraron gran resistencia, dañando igualmente el vehículo policial".

Ante la ausencia de todos ellos en la celebración del juicio, el Juzgado de Instrucción 16 de Sevilla emitió, a primeros del mes pasado, una orden de búsqueda para proceder a la detención de los cinco presuntos autores.

De nuevo, los cinco británicos han viajado a España, pero han sido sorprendidos y capturados por agentes del puesto fronterizo del aeropuerto de Alicante-Elche nada más aterrizar de un vuelo proveniente de Manchester, tras lo cual han sido puestos a disposición judicial.