Alberto Caparrós - Apuntes de campaña (VI)

El vía crucis del PSPV-PSOE y Compromís

«Ximo Puig y Mónica Oltra vuelven a probar por segunda Semana Santa consecutiva su propia medicina»

Alberto Caparrós
VALENCIAActualizado:

El sumario del caso Alquería ha dejado al descubierto una presunta trama orquestada en la Diputación de Valencia para crear una suerte de gobierno paralelo en la empresa pública Divalterra con la finalidad de enchufar en cargos de alta dirección a dirigentes afines del PSPV-PSOE y de Compromís. Así lo sostiene la Fiscalía Anticorrupción y en esa línea van los informes de la UDEF que obran en poder del juzgado de instrucción número nueve de Valencia.

El levantamiento del secreto de sumario se ha solapado con una campaña de las elecciones autonómicas valencianas de perfil bajo y c on el viento de las encuestas soplando a favor del bloque de partidos de izquierdas que pretenden reeditar su acuerdo de gobierno.

Imagen de Ximo Puig y José Luis Rodríguez Zapatero tomada este jueves en Valencia
Imagen de Ximo Puig y José Luis Rodríguez Zapatero tomada este jueves en Valencia - EFE

Al contrario de lo que sostenía el presidente de la Generalitat y candidato de los socialistas a la reelección, Ximo Puig, la camapaña de los comicios valencianos estaba pasando hasta este martes con más pena que gloria más allá del embalse de Contreras, eclipsada por de las generales. Hasta que estalló de nuevo el caso Alquería.

Un escándalo que salpica de lleno al PSPV y a Compromís. Dos partidos que han enarbolado durante toda la legislatura la bandera de la «honradez» y el objetivo de levantar la «hipoteca reputacional» de la Comunidad Valenciana que ahora, bajo su mandato, vuelve a ser noticia nacional por otro presunto caso de corrupción, por mucho que Ximo Puig y Mónica Oltra se afanen en encuadrarlo en el ámbito administrativo. «No se trata de un saqueo de dinero público, sino de posibles contrataciones no ajustadas a derecho», sostiene la vicepresidenta.

Ni la marcha de Jorge Rodríguez - que no concurrirá como candidato socialista a la Alcaldía de Ontinyent- ni el paréntesis festivos que se abre este Jueves Santo podrán evitar el particular via Crucis del PSPV-PSOE y Compromís, que por segunda Semana Santa consecutiva vuelven a probar su propia medicina. La presunta financiación ilegal de los socialistas valencianos y del Bloc estaba prescrita. El caso Alquería todavía tiene más capítulos por escribir.

Alberto CaparrósAlberto CaparrósJefe de secciónAlberto Caparrós