Los coches de servicio circulan ya por toda la traza, que está asfaltada. Antonia Martínez

La constructora afirma que terminará la autopista Alicante-Cartagena en 60 días

El ingeniero responsable de las obras de la Autopista Alicante-Cartagena, Luis Quintana, ha asegurado que esta nueva infraestructura estará concluida a finales de marzo, antes de 60 días, según los datos recogidos ayer por este periódico en las oficinas de la constructora. La concesionaria Ausur explica que ellos no disponen aún de fecha oficial para abrir al tráfico los 80 kilómetros del trazado.

ALICANTE. S. Córcoles
Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

La constructora Ploder, a la que se le adjudicaron los trabajos para hacer este nuevo vial dispone estos días de 400 hombres y 800 máquinas pesadas trabajando en las terminaciones de la autopista A-32. Estos cuatro carriles para el tráfico rodado enlazarán a Alicante con Cartagena a través de numerosos municipios de la comarca agrícola de la Vega Baja del río Segura, entre los que figuran Crevillente, Catral, Dolores, Benijófar y San Miguel. En la provincia de Murcia, el nuevo vial surcará, además, los términos de San Pedro del Pinatar, San Javier, Los Alcázares y Los Beatos.

Centros turísticos de primera magnitud, como Torrevieja y el Mar Menor, se verán favorecidos por esta infraestructura que puede estar en funcionamiento en las próximas vacaciones de Semana Santa, a mediados de abril.

La sociedad Autopista del Sureste (Ausur), que obtuvo la concesión por parte del Ministerio de Fomento para explotar esta autopista, subrayó ayer que están pendientes de recibir la obra y que deberán inspeccionar detenidamente todas sus dotaciones antes de abrirla al tráfico, según los datos obtenidos ayer en su departamento de comunicación. Ausur dispone de la concesión hasta el año 2048.

La constructora subrayó ayer que ellos se van a adelantar unos nueve meses al plazo oficial dado para concluir sus trabajos, que estaba fijado para diciembre de 2001.

La autopista ha estado dividida en tres tramos para avanzar en su construcción, aunque ha sido dirigida por una misma gerencia. El tramo dos, que discurre entre Benijófar y San Pedro del Pinatar, de unos 30 kilómetros, es el que más energías ha requerido de la constructora.