El Rey agradece la contribución de la Comunidad a la «prosperidad»

Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

DAVID MARTÍNEZ

ALICANTE. Su Majestad el Rey Don Juan Carlos destacó ayer en el castillo de Santa Bárbara de Alicante la contribución de la Comunidad «y sus instituciones» a la «prosperidad del conjunto de España y los españoles».

Durante su discurso en la clausura de la entrega de los Premios Jaime I a la investigación, Don Juan Carlos destacó asimismo el «sobresaliente papel que desempeñan» los galardones «en el fomento de la investigación científica».

Por este motivo, el Rey agradeció «el activo respaldo» con que el Consell y la Fundación Valenciana de Estudios Avanzados -de la que es presidente de honor-, así como otras entidades públicas y privadas, «promueven estas valiosas distinciones».

En este sentido, Don Juan Carlos, que llegó a la fortaleza alicantina acompañado por la Reina Doña Sofía, recordó que ha presidido la entrega de los premios «desde sus orígenes», algo que le ha permitido «constatar año tras año el señalado valor de estos galardones.

Por primera vez en Alicante

La ceremonia se celebró ayer por la tarde, por primera vez en sus veinte años de historia, en el patio del castillo de San Bárbara en Alicante -desde donde tomará hoy la salida la Volvo Ocean Race, también presidida por Don Juan Carlos-, donde se instaló una carpa a tal efecto.

El acto reunió a más de trescientos invitados, entre los que destacaban autoridades políticas, empresarios e investigadores. Así, al acto asistieron la alcaldesa de Alicante, Sonia Castedo -con quien el Rey bromeó a su llegada al castillo-, varios miembros del Consell con Francisco Camps a la cabeza, el ministro de Sanidad, Bernat Soria, la presidenta de las Cortes, Milagrosa Martínez, o el presidente de la patronal alicantina (Coepa), Modesto Crespo, entre otros.

Investigación y navegación

Durante su intervención, el jefe del Consell, que agradeció el respaldo de los Reyes a los premios, comparó la investigación con la participación en la Volvo, ambas con «trayectos largos y complicados». No obstante, se mostró convencido de que los premios contribuyen a «abrirse paso en el océano del conocimiento, para compartirlo con la sociedad».

Por otra parte, Camps no quiso dejar pasar la oportunidad de recordar, en su agradecimiento al jurado, la «sensibilidad» de los dieciocho premios Nobel al lamentar durante su deliberación «la escasez y la mala distribución del agua en el mundo».

Mientras, el ministro de Sanidad e investigador Bernat Soria ejerció una vez más de alicantino -«la millor terreta del món»-, y se felicitó por el papel que juegan los premios para impulsar la investigación.