Mas, en una entrega de despachos en la Academia de Talarn
Mas, en una entrega de despachos en la Academia de Talarn - JORDI BEDMAR

Mas asegura que el Ejército del estado catalán está «muy estudiado»

El expresidente catalán asegura que para poder construir un Estado para Cataluña el soberanismo debe «ensanchar» su base:

BARCELONAActualizado:

El expresidente de la Generalitat Artur Mas advirtió ayer de que un hipotético Estado catalán, para tener «credibilidad en el mundo», debería hacerse «corresponsable» de las cuestiones de Defensa. En un almuerzo-coloquio organizado por la entidad Sobirania i Justícia, Mas reconoció que la cuestión de si una Cataluña independiente debería tener ejército es «delicada y no genera consensos» en el mundo soberanista.

«El soberanismo debe saber que, para muchos países muy poderosos del mundo, la defensa es el tema número uno», advirtió Mas, en un mensaje a los sectores antimilitaristas del independentismo catalán. Según Mas, «si queremos tener credibilidad en el mundo como lo que queremos ser, un Estado, nos hemos de hacer corresponsables en Defensa», informa Efe.

«Hay que saber que si no damos garantías en materia de seguridad muchos países nos darán la espalda», ha alertado el expresident, que ha asegurado que los temas de defensa y seguridad en una Cataluña independiente no se publicitan excesivamente pero sí están «muy estudiados».

Por otra parte, el expresidente Mas hizo un llamamiento al soberanismo a actuar con «astucia e inteligencia», huyendo de «pequeñas disputas», y no dejarse guiar por la «estética de la gesticulación», en un mensaje velado que coincide con un nuevo pulso entre Junts pel Sí y la CUP a propósito de la moción para revalidar la vigencia de la declaración del 9-N. Según Mas, «al Estado español no lo incomodaremos con pellizcos, sino el Día D, Hora H, al que acudamos llenos de razón democrática».

«Siempre hablamos de si seremos suficientemente atrevidos y no de si seremos suficientemente astutos o inteligentes», subrayó Mas, que razonó que «a veces estamos en el país de la autoindulgencia total y de la infinita exigencia a los demás». Para poder construir un Estado para Cataluña, ha recalcado, el soberanismo debe «ensanchar» su base: «Hemos de ser más y lo hemos de hacer un poco mejor».