Una imagen de los mentores
Una imagen de los mentores - EDU FERRER

Mentores de lujo para emprendedores

Enric Grous, Pere Vicens y Pere Botet son algunos de los empresarios que participaran en el proyecto de mentoring del Iese para ayudar a jóvenes emprendedores a reforzar su negocio

BARCELONAActualizado:

WeGrow es el nuevo programa de mentoring para start-ups del Iese, cuya primera edición debuta en la sede de Barcelona. La iniciativa vincula a 16 mentores líderes en su negocio con emprendedores que quieren reimpulsar y afianzar su empresa obteniendo más financiación o internacionalizándose. La peculiaridad de este proyecto de aprendizaje interpersonal se refuerza sobre una plataforma de conocimiento, la propia escuela de negocios.

Jordi Canals, director del Iese, ha remarcado este miércoles durante el acto inaugural del programa que esta es una oportunidad para “convertir nuestras start-ups en empresas que sean sostenibles a largo plazo”. Reputados mentores pondrán su sabiduría y experiencia a disposición de alumnos y antiguos estudiantes de la business school para reactivar y hacer que las 10 start-ups registradas, que venden un total de 14 millones de euros en su conjunto, generen más empleo y riqueza para la sociedad.

Red de mentores

En la red de mentores se encuentra el director general del grupo Damm desde 1990, Enric Grous, quien ha puntualizado que, en un momento en el que hay mucha destrucción de empleo, “es importante que exista la ilusión de crear y construir trabajo”. Pere Vicens, cofundador y presidente de la Editorial Vicens Vives, es otro de los mentores que ha remarcado la obligación de “dar consejos objetivos y no partidistas, bajo una precisa confidencialidad”.

El administrador de Inderhabs Investments y ex vicepresidente de Caprabo, Pere Botet, cuyo padre fue fundador de la cadena de supermercados, será otro de los mentores del proyecto por su experiencia en la empresa familiar y en la creación de iniciativas emprendedoras. Más empresarios aplicarán el mentoring para ayudar a las start-ups como Ship2shop, plataforma que trata de resolver problemas de entregas incompletas, a cumplir sus objetivos para crecer y crear empleo.

La compañía Parclick, cuyo negocio se centra en comercializar abonos de parkings por horas, días y meses, es otra de las start-ups registradas que se ha presentado al programa para potenciar su negocio en un entorno de difícil penetración. Wideyes, proveedores tecnológicos, necesita respuesta sobre cómo puede financiar e internacionalizar su start-up que se centra en el mundo de la moda visual tecnológica, un sector que está creciendo a un ritmo del 20% anual de 2012 al 2017.

Programa con visión internacional

Boolino, empresa que desea fomentar el hábito de lectura entre los niños implicando a los padres en su plataforma, precisa ayuda sobre cómo enfocar su negocio en un mundo en el que cada día hay menos librerías. Otra de las start-ups inscritas para el proyecto es Playfulbet, juego social de deporte, cuyo objetivo es crecer en distintas geografías.

Julia Prats, profesora del Iese, ha deseado que “este proyecto crezca porque los emprendedores están en cualquier parte del mundo”, referenciando a los cinco campus que el Iese tiene repartidos en diferentes países. Prats ha recordado que en el Centro de Iniciativa Emprendedora e Innovación (EIC) tienen 110 proyectos de investigación y se han escrito más de 120 casos enmarcados en el sector emprendedor. Desde el 2000, se han invertido más de 31 millones en unas 180 start-ups que “están generando ventas por valor de 70 millones de euros y han creado 4.000 empleos”.