Momento del robo en la iglesia de Berga
Momento del robo en la iglesia de Berga - ABC

Los vecinos de Berga fijarán el Cristo sustraído por un grupo de jóvenes para que no vuelva a ser robado

Los jóvenes que se llevaron la imagen religiosa en brazos fueron captados por las cámaras de seguridad de la iglesia

ABC
BarcelonaActualizado:

El Cristo de la capilla de la Pietat de Berga (Barcelona), una pieza tallada en madera en el siglo XIX que fue sustraída por cuatro jóvenes el pasado 24 de junio, vuelve a estar desde ayer en su lugar habitual, aunque la Asociación de Vecinos de La Pietat ha anunciado que fijará la imagen de alguna manera para que sea más difícil robarla.

Los jóvenes que se llevaron la imagen religiosa en brazos -dos chicos y dos chicas- fueron captados por las cámaras de seguridad de la iglesia, que estaba abierta, y se presentaron el pasado día 18 de agosto -cuando ya eran buscados por la policía- en una comisaría de Vilafranca del Penedès para devolver la talla, aunque han quedado acusados de un delito de hurto con agravante de valor histórico.

El presidente de la Asociación de Vecinos de La Pietat, Aureli Rodríguez, ha mostrado su satisfacción por el retorno de la imagen, que está "en perfecto estado", y ha reconocido que no esperaban poder recuperarla y que la daban "por perdida". En declaraciones al diario local Regió 7, el vecino encargado del mantenimiento de la capilla, Àngel Manubens, ha anunciado que estudiarán cómo fijar la imagen religiosa en el lugar que ocupa para que sea más difícil extraerla.

"Los vecinos hemos planteado poner más seguridad y que la pieza quede más fijada para que en caso de que alguien lo intente le resulte más difícil", ha añadido Manubens. La talla del Cristo, esculpida aproximadamente en 1840, tiene "un valor incalculable" para los vecinos de La Pietat de Berga, que quieren mantener abierta la capilla cada día para que pueda seguir siendo visitada libremente, informa Efe.