La nueva empresa funciona desde el pasado domingo
La nueva empresa funciona desde el pasado domingo - ABC

Críticas por el «engaño» de la empresa eléctrica impulsada por Ada Colau

Entidades ecologistas denuncian que el Ayuntamiento vende como energía verde la que produce una incineradora

BARCELONAActualizado:

Cuando todavía no hace una semana de la puesta en marcha de Barcelona Energia (BE), la comercializadora pública de energía eléctrica impulsada por el Ayuntamiento de Ada Colau, las dudas sobre el proyecto, que ya despertó la controversia hace meses de grandes empresas del sector, vuelven a hacerse públicas. En este caso, han sido las entidades ecologistas las que han expresado sus críticas.

En este caso, el Centro de Ecología y Proyectos Alternativos (CEPA) y más de treinta entidades ecologistas y vecinales han firmado una declaración en la que piden que no se comercialice la energía de la incineradora TERSA (propiedad de Barcelona Serveis Municipals y el Área Metropolitana de Barcelona) como una energía renovable porque creen que es "un engaño" vender como "energía verde" la energía generada por la incineradora. Además, denuncian, contradice los objetivos del programa electoral de BComú.

"Ningún kilovatio hora (kWh) obtenido en la quema de residuos tendría que ser comercializado por una empresa municipal como Barcelona Energía", resalta el CEPA que reitera que la incineradora, ubicada en Sant Adrià del Besòs (Barcelona), representa "una vulneración de las prioridades que tienen que poner en práctica las instituciones públicas: reducción, reutilización y recuperación material de los residuos antes de que la incineración y vertido".

"Los ecologistas no aceptamos que la electricidad negra sea considera verde y, si persiste esta intención, denunciaremos la responsabilidad del Área Metropolitana de Barcelona", que preside la propia Colau, sentencia el comunicado del CEPA.

Cs también lo critica

En una línea similar, el concejal de Cs en el Ayuntamiento de Barcelona, Santiago Alonso ha criticado se abastezca de la energía generada en la incineradora y ha asegurado que "Colau engaña a los barceloneses con su empresa eléctrica: no vende energía verde".

Por este motivo, ha lamentado el populismo y la demagogia de la alcaldesa y ha exigido que BE se centre en energías "renovables, limpias y claramente verdes". Para ello, la formación naranja pide un plan de ciudad que permita reducir residuos y fomentar la producción de energía verde.