LA OPOSICIÓN CREEN QUE CIU NO TIENE HOJA DE RUTA

PPC y PSC ven «irresponsable» hablar de adelanto electoral

BARCELONA Actualizado:

El ultimátum lanzado el domingo por el portavoz de la Generalitat, Francesc Homs, según el cual a Cataluña sólo puede elegir entre «pacto fiscal o muerte», adobado con amenazas de adelanto electoral, le ha valido al gobierno nacionalista duras críticas a su «irresponsabilidad».

La presidenta del PPC, Alícia Sánchez-Camacho, cree irresponsable hablar de elecciones anticipadas y «mitificar» el pacto fiscal como la solución «mágica» a la crisis económica. «Hablar de futuribles sólo sirve para distraer la atención del objetivo prioritario que tiene que ser salir de la crisis, y para justificar errores. Que el Govern hable de elecciones anticipadas demuestra que no tiene hoja de ruta y que el choque con la realidad puede ser muy duro para el propio Govern», dijo la líder popular.

Para Sánchez-Camacho, adelantar los comicios electorales a un año y medio del comienzo de la legislatura y en un contexto de grave crisis económica sería una «irresponsabilidad» que generaría «desconfianza», por lo que ha emplazado a Mas a que aclare que no contempla esta posibilidad. Por su parte, el portavoz del PSC, Jaume Collboni, exigió al gobierno de Artur Mas que «acabe» con las especulaciones sobre una eventual convocatoria de elecciones anticipadas. «Pedimos al Govern y a algunos de sus portavoces que dejen de someter a los catalanes y a los partidos a una presión innecesaria que no se justifica y que sólo demuestra su inseguridad sobre la hoja de ruta para el país», dijo Collboni.

Ciutadans acusó a Mas de «amenazar» y hacer «chantaje» con sus insinuaciones si Cataluña no consigue el pacto fiscal. «De nuevo este Govern ha lanzado un globo sonda y amenazas si Cataluña no le gana el pulso a España con el pacto fiscal», dijo el portavoz de C,s, Jordi Cañas.