Hospitales ligados a la Iglesia catalana aún ofrecen sus servicios para abortar
Protesta contra los abortos en los catalanes ligados a la Iglesia catalana tras las denuncias de ABC

Hospitales ligados a la Iglesia catalana aún ofrecen sus servicios para abortar

Pese a anunciar que dejaban esta práctica, el Sant Joan de Déu y Sant Pau siguen en el listado oficial de centros

BARCELONA Actualizado:

Tras la polémica desatada por este diario sobre los hospitales abortistas participados por la Iglesia catalana, algunos de estos centros, presionados por el Arzobispado de Barcelona y por una misiva del Vaticano, tuvieron que rectificar y anunciar públicamente que abandonaban estas prácticas. Sin embargo, esos mismos hospitales, entre ellos el Sant Joan de Déu y el Sant Pau de Barcelona, siguen apareciendo en el listado de la Generalitat de instalaciones a las que las mujeres pueden acudir si quieren que se les practique una Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE) en Cataluña. Además, aunque los centros lo desmienten, testigos consultados y este mismo diario han comprobado que algunos aún mantienen estas prácticas.

Los hospitales Sant Pau de Barcelona, Sant Joan de Déu de Esplugues de Llobregat y el de Granollers, todos vinculados a la Iglesia, figuran en la relación de instalaciones a las que remite la página web de la consejería catalana a quien se encuentre en esta situación (www.sexejoves.gencat.cat/ics_webjove/avorta-ment.html).

En la citada página, se dirige a las jóvenes que quieren poner fin a su gestación a una serie de centros en los que «se practican abortos».

Accediendo a la referida página, en el apartado «¿Dónde se realizan los abortos?», Salud aclara que «se llevan a cabo en centros, clínicas privadas u hospitales acreditados». Pulsando en el apartado de «Centros y Servicios» aparecen las direcciones y teléfonos de centros de atención primaria, Unidades de Atención a la Salud Sexual y Reproductiva (ASSIR), clínicas privadas y hospitales» a las que dirigirse y facilita la dirección.

Si el interesado llega hasta allí y pulsa en los hospitales de Barcelona aparecen el Sant Joan de Déu, la Fundación para la Gestión del Hospital de Sant Pau y el Hospital de Granollers. Los dos primeros centros, a raíz de la denuncia realizada por este diario, emitieron hace unos meses contundentes comunicados asegurando que no volverían a practicar abortos ni a dispensar la píldora abortiva.

El listado de centros abortistas de 2010 del Ministerio todavía no se ha publicado, aunque la Generalitat ha lanzado en su web un listado en el que aparecen los hospitales catalanes que realizan IVEs. Curiosamente, de los dos referidos anteriormente (Sant Pau y Granollers) sólo aparece el último, aunque, a pie de lista, hay una escueta nota en la que el gobierno catalán reconoce que «el listado no es completo porque la relación de centros no es exhaustiva, teniendo en cuenta que la publicación del nombre del centro es voluntaria».

La versión de los centros

Fuentes del Hospital de Sant Pau, cuyo patronato está participado a partes iguales por la Generalitat, el Ayuntamiento y el Arzobispado de Barcelona, indicaron a ABC que desde el pasado agosto y a raíz de la denuncia realizada por este diario «no se practica ningún aborto ni se dispensa la píldora abortiva». La Plataforma de Sacerdotes por la Vida lo niega. El padre Custodio Ballester, integrante de la misma, denuncia que «el hospital sigue realizando estas prácticas contrarias a la fe cristiana y dispensando la píldora en urgencias, aunque abiertamente no lo admite». Por ello, según dice, «no aparece en el listado de centros abortistas que, curiosamente, ahora es voluntario».

El responsable del Servicio de Ginecología del hospital, Joaquim Calaf, uno de los que lideró, junto a la ex consejera Marina Geli (PSC), la canalización de los abortos a la red pública, aparece también como uno de los autores del informe de la Generalitat «La anticoncepción de emergencia con Levonorgestrel en la red sanitaria». El objetivo del documento es «garantizar la disponibilidad del fármaco en los dispositivos asistenciales de la red pública».

«Si vas te lo quitan»

El Hospital Sant Joan de Déu, de la orden religiosa San Juan de Dios, ha estado también en el centro de la polémica. En julio emitió un comunicado afirmando que ya no dispensaba la píldora abortiva. Una testigo consultada por ABC da fe de lo contrario. «Dije que quería abortar y en admisiones me contestaron: “Si vas por urgencias te lo quitan”», denuncia la mujer. En el Hospital de Granollers, participado por la Iglesia, siguen practicándose abortos, aunque el centro no se ha molestado en negarlo.