Mas y Duran prometen paciencia, pero presionan con el pacto fiscal

El líder de UDC alerta de un proceso «que no interesa ni a Cataluña ni a España» si no se concede el concierto

BARCELONA Actualizado:

CiU no esperaba resultados inminentes del encuentro entre Mariano Rajoy y el presidente catalán, Artur Mas, celebrado el pasado miércoles. Pero «no tenemos paciencia infinita», precisó ayer el propio líder nacionalista en relación al no por repetido, más agotado asunto del pacto fiscal.

En declaraciones a Catalunya Ràdio, Mas dijo que Rajoy «no es» como su predecesor, José María Aznar, al que consideraba más reacio a las reivindicaciones catalanas, pero admite ser un «gato escarmentado. Llevo muchos años de mili». Reconoce también que el Gobierno «aún está ahogado porque están empezando a trabajar. Les doy un margen de confianza, pero no soy ingenuo». Tras reiterar su voluntad colaboradora, recurrió a un símil agrícola: «Yo en estos momentos hago de campesino: Ahora sembramos y no sabemos si recogeremos el fruto o no porque puede haber una helada muy fuerte».

Añade que «a Rajoy le hice entender que el pacto fiscal es lo más importante para nosotros», aunque advierte de que, en ningún caso, puede concebirse el cumplimiento de su propuesta como el «final del trayecto» del autogobierno catalán y del reconocimiento de la singularidad catalana por parte del resto de España. «A nadie que represente un pueblo, una cultura o una nación se le puede pedir que ponga un punto final de trayecto», dijo. El presidente catalán afirma que la sociedad catalana está inmersa en un proceso de transición, y que ahora no puede repetir lo que se ha hecho «en los últimos 30 años», una vía que ha quedado invalidada como prueba el fracaso del Estatut de 2006.

Mas ve difícil sumar al PP catalán a su propuesta de pacto fiscal, aunque lo intentará, y también confía en que en el PSC se impongan las «corrientes minoritarias» y logren que la totalidad del socialismo catalán defienda el modelo del Govern.

Por su parte, el portavoz de CiU en el Congreso, Josep Duran Lleida, adviertió en su semanal carta-web de que si no hay pacto fiscal «se abrirá un proceso que nadie sabe a dónde nos llevará, que no interesa a España y seguramente tampoco a Cataluña».

Tras la reunión entre Mas y Rajoy en La Moncloa, el dirigente nacionalista cree que «del grado de colaboración y de entendimiento depende que el futuro de la relación ente CiU y el PP, y sobre todo ente Cataluña y el resto del Estado, sea de una manera u otra. Ahora como nunca, el Gobierno español debe actuar con inteligencia». Duran sostiene que el encuentro «fue bien» porque no se esperaban resultados inmediatos, pero Mas pudo expresar las reivindicaciones catalanas.

Spanair

Por otro lado, Duran defendió las ayudas concedidas por el gobierno catalán a la Spanair. «¿Es que Iberia no las ha tenido a lo largo de estos años? ¿Es que no las acaba de recibir hace bien poco? ¿Es que nos las recibe Ryanair? Y tampoco acepto las críticas de los que sólo quieren acentuar el fracaso y no el esfuerzo que se ha hecho para que la operación continúe», indica. El presidente de UDC explica que el proyecto era necesario para Cataluña, no para tener «una compañía de aviación propia a cualquier precio, sino para que el aeropuerto de El Prat tuviera referencia intercontinental».