Ignacio Arsuaga, presidente de HazteOir
Ignacio Arsuaga, presidente de HazteOir - ABC

HazteOir descarta pagar la sanción de la Generalitat y anuncia que recurrirá

El Ejecutivo catalán abrió un expediente administrativo por la entrega masiva a escuelas catalanas de un folleto «con contenido homófobo y claramente discriminatorio»

BARCELONAActualizado:

HazteOir ha afirmado este miércoles que no pagará la sanción de 1.707 euros impuesta por la Generalitat por la campaña del autobús sobre niños transexuales y ha anunciado su intención de recurrir judicialmente. «Si es preciso, recurriremos al Tribunal Europeo de Derechos Humanos», ha informado Ep.

Así lo ha afirmado el presidente de HazteOir, Ignacio Arsuaga, en un comunicado, en el que ha considerado que la resolución de la Conselleria de Trabajo, Asuntos Sociales y Familias «agrede a toda la sociedad», después de que este departamento haya considerado que el mensaje del bus, que inició su ruta bajo el lema «Los niños tienen pene. Las niñas tienen vulva. Que no te engañen», infringe la Ley catalana contra la LGTBIfobia.

«Los políticos quieren adoctrinar a nuestros hijos en ideología de género y nos castigan por decir lo mismo que dicen los libros de Biología», ha dicho, y ha afirmado que a su paso por Cataluña el mensaje se cambió a «Los niños tienen pene. Las niñas tienen vulva. Lo dice la Biología. Respeto para todos. No al bullying».

La entidad ultraconservadora tiene un mes para recurrir la multa por la vía administrativa, aunque puede iniciar la judicial.

La resolución de la Generalitat afirma que el bus difundía «un mensaje discriminatorio hacia las personas transgénero e intersexuales», y considera una discriminación múltiple los lemas del autobús porque se refieren al conjunto de personas transgénero y al colectivo intersexual.

La asociación ha rememorado que el 17 de marzo los Mossos d'Esquadra retuvieron el autobús para impedir que entrara en Barcelona y obligaron a borrar los mensajes de los vinilos exteriores, y requisaron 400 ejemplares de folletos que estaban en el interior del vehículo.

«Contenido homófobo y discriminatorio»

A finales de 2016, el Ejecutivo catalán abrió un expediente administrativo -que tramitó a Madrid, por ser la comunidad autónoma a la que pertenece la asociación- a HazteOir por la entrega masiva a escuelas catalanas de este folleto, «con contenido homófobo y claramente discriminatorio».

Según la directora general de Igualdad, Mireia Mata, suponía un ataque brutal a los derechos a la diversidad sexual y de género, además de ser contrario a los principios constitucionales, el Estatut y la legislación catalana.

En la portada del folleto aparecía una fotografía de dos niños haciendo la salutación fascista ante una bandera arcoíris, y la publicación atacaba a los centros de enseñanza «por hablar del amor de forma natural», también entre dos hombres y dos mujeres, y por dar validez a cualquier tipo de familia, ya sea con dos adultos o uno.