Decretan prisión para el monitor Lloret de Mar acusado de agresiones sexuales

La juez ha decretado la prisión provisional comunicada y sin fianza para el imputado, por los delitos de abusos sexuales, pornografía infantil y agresión sexual

efe
blanes (gerona) Actualizado:

El Juzgado de Instrucción número 2 de Blanes ha decretado el ingreso en prisión provisional comunicada y sin fianza para Josep Castiella, el monitor y encargado de la empresa "Lleuresport" que ha sido denunciado por quince familias por abusos a niños de entre 4 y 9 años de edad.

Castiella, que estaba imputado por un delito de abusos sexuales después que le denunciaran las familias, ha declarado hoy de nuevo ante el juzgado de Blanes que lleva el caso después que durante su investigación los Mossos d'Esquadraencontraran en su móvil un vídeo en el que aparecía haciéndole una felación a un menor.

El acusado, que ha negado que fuera él quien aparecía en la grabación, no ha sabido explicar cómo había llegado ese vídeo a su teléfono, ni cómo las imágenes habían sido grabadas en la escuela Àngels Alemany, que es el centro educativo donde el acusado estuvo haciendo de monitor y del que son alumnos los hijos de las 15 familias que le han denunciado.

El abogado de las 15 familias y 16 menores afectados, Joan Comas, ha explicado que tras el hallazgo de este vídeo en su móvil, las imputaciones contra el acusado aumentan de gravedad, ya que pasan de abuso a agresión sexual.

En este sentido, el letrado de la acusación ha indicado que había pruebas más que suficientes para mandarle a la cárcel. "A los niños, que a su manera explicaban esto, nosotros ya nos lo creíamos; nos los creímos en abril, en mayo y en junio, y por eso pedíamos la cárcel. Ahora este vídeo les da la razón y nos pone en la situación de que evidentemente nos tenemos que creer lo que dicen", ha indicado Comas.

En esta línea, el letrado de la acusación particular ha lamentado que les familias hayan tenido que soportar que el acusado estuviera en libertad durante 6 meses.

"Han sido 6 meses sufriendo que él estuviera en la calle, a pesar de que los niños lo había explicado y de que existían indicios claros", ha lamentado Comas, que ha añadido que ahora ya no hay sólo pruebas, sino claras evidencias.

Después de su comparecencia en el juzgado, la situación del acusado, que se encontraba en libertad provisional, se ha visto modificada y la juez ha decretado la prisión provisional comunicada y sin fianza para el imputado, por los delitos de abusos sexuales, pornografía infantil y agresión sexual, que está castigada con penas de entre 8 y 12 años de cárcel.

Además de este vídeo, los investigadores también le hallaron en el ordenador del acusado otros vídeos y fotos de pornografía infantil.

Medio centenar de padres que han permanecido en las puertas de los juzgados de Blanes mientras declaraba el monitor se han mostrado satisfechos con la decisión de encarcelarle y han apuntado que "ahora se empieza a hacer justicia