Mas-Colell duda que Generalitat recupere el dinero invertido en Spanair
Andreu Mas-Colell, durante su comparecencia en el Parlament - INÉS BAUCELLS

Mas-Colell duda que Generalitat recupere el dinero invertido en Spanair

«Esto está en concurso de acreedores y no tengo ningún optimismo sobre la recuperación de estos recursos», ha reconocido el conseller de Economía

BARCELONA Actualizado:

El conseller de Economía, Andreu Mas-Colell, se ha mostrado hoy muy pesimista sobre la posibilidad de que la Generalitat pueda recuperar el dinero que ha invertido en la compañía aérea Spanair, y ha reiterado que estos recursos no proceden del Instituto Catalán de Finanzas (ICF).

En respuesta a una interpelación al Govern formulada por el grupo parlamentario de Ciutadans (C's), el titular de Economía ha asegurado que los 135 millones que la Generalitat ha invertido en Spanair (60 millones durante la etapa del gobierno tripartito y 75 por el ejecutivo actual) no proceden del ICF, sino que se trata de créditos concedidos por el Govern a través de empresas públicas.

"Esto está en concurso de acreedores y no tengo ningún optimismo sobre la recuperación de estos recursos", ha reconocido Mas-Colell.

Ante la insistencia del presidente de Ciutadans, Albert Rivera, sobre la implicación del ICF en la operación financiera de la línea aérea, el conseller le ha espetado: "No vea fantasmas. Ninguno, ninguno, ninguno de estos riesgos está en el ICF", que ha actuado como un "jugador marginal" en este caso.

Mas-Colell ha asegurado, en este sentido, que el ICF actúa con criterios de "ortodoxia financiera" concediendo créditos con "garantías" y que el "riesgo" de la Generalitat en el caso Spanair "no se ha desplazado, de forma que puede hacer daño a una institución de crédito".

Rivera, que ha tildado la inversión de la Generalitat en Spanair de "delirio político" ante la inviabilidad económica de la compañía, ha insistido en reclamar responsabilidades políticas por una "mala gestión" del dinero público y en la creación de una comisión de investigación en la cámara catalana