Foto colgada por Arran en su cuentade Twitter
Foto colgada por Arran en su cuentade Twitter - @ARRAN

Arran asalta un bus turístico en Barcelona

La organización independentista insiste en su campaña contra el "turismo masivo"

BarcelonaActualizado:

La organización juvenil independentista Arran ha protagonizada esta mañana una acción para denunciar "la oleada de turismo masivo que nos ahoga". Dos activistas del grupo, vinculado a la CUP, han subido a un bus turístico que en ese momento hacía su recorrido por la Vila Olímpica, en el que han colgado una pancarta con el lema "Paremos la masificación turística en los Países Catalanes". Se han encendido también dos botes de humo.

Fuentes de Transportes Metropolitanos de Barcelona (TMB) han explicado a Ep que dos jóvenes han subido a una parada del bus turístico y, al llegar a Port Olímpic sobre las 9.50 horas, han desplegado la pancarta y usado botes de humo, sin causar ningún desperfecto ni alteración del servicio, y poco después han bajado.

Es la segunda acción de este tipo que protagoniza esta organización después de la que hace pocas semanas protagonizaron en el Parque Güell, cuando se encadenaron dos activistas para denunciar la masificación turística.

Por otra parte, Arran ha llevado a cabo otra acción similar también este lunes en Palma de Mallorca, en concreto en las inmediaciones del Castillo de Bellver, cuando el autobús turístico que recorre la capital balear se encontraba momentáneamente detenido. En su cuenta oficial de Twitter, Arran ha publicado una imagen sobre ese nuevo acto vandálico y ha escrito además varios mensajes. «Esta temporada la iniciamos plantando cara al modelo turístico que condena a la juventud a la miseria. Preparaos, porque subiremos los grados de este verano tan caluroso», señalaba en tono amenazante uno de dichos textos, informa Josep Maria Aguiló.

El pasado verano, la misma organización ya protagonizó un ataque contra el bus turístico, en ese caso cuando circulaba cerca del Camp Nou. Los atacantes pincharon una rueda y pintaron la luna delantera. Ese mismo verano, Arran también pinchó las ruedas de bicicleta de una empresa que las alquila.

Según Arran, "el turismo masivo mata los barrios, destruye el territorio y condena a la miseria a la clase trabajadora", por lo que la organización lucha "contra un modelo turístico depredador" y "asesino" que "genera puestos de trabajo precarios y temporales, que gentrifica las ciudades y sólo genera beneficios para unos pocos".