Madrid, Nalda, Posada y Herrera durante el acto conmemorativo ayer en el hemiciclo histórico del Senado.ICAL

Sin fisuras con la Constitución

Cuatro presidentes de Castilla y León asistieron ayer a recoger su medalla de oro del Senado dentro del Acto Conmemorativo del XXV Aniversario de la Constitución Española. Juan Vicente Herrera, Jesús Posada, José Constantino Nalda y Demetrio Madrid recibieron de manos de Juan José Lucas esta distinción y quisieron así cerrar filas en torno a la Carta Magna

TEXTO: JOSÉ LUIS MARTÍN
Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

MADRID. Pocas veces un acto institucional había reunido a tantos presidentes de Comunidades autónomas. El antiguo salón de sesiones del Senado se quedó pequeño ayer para acoger un acto que trataba de respaldar a la Constitución Española en las vísperas de su 25 cumpleaños. Todos, a excepción de los representantes vascos, quisieron cerrar filas en torno a la Carta Magna y en defensa del modelo territorial y autonómico en un día en el que planeaba sobre la Cámara la sombra del Plan Ibarretxe.

Los representantes castellanos y leoneses fueron de los primeros en llegar. De hecho, Nalda entró en la Cámara una hora antes para saludar a sus antiguos compañeros senadores. El presidente de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, y los tres ex presidentes (Aznar no pudo asistir y Lucas era el encargado de entregar las medallas) colocados en tercera fila fueron los antepenúltimos en desfilar por la alfombra roja. El primero fue Jordi Pujol. Nada más entrar en el hemiciclo histórico de la Cámara Alta, Herrera se encontró a su homónimo manchego, José Bono, con quien departió unas amigables palabras y algunas bromas que provocaron la carcajada de ambos.

El «detalle» de Lucas

Saludos, abrazos, guiños y palmadas en la espalda. La representación castellano y leonesa no paraba de saludar a sus compañeros de otras Comunidades antes de comenzar el acto conmemorativo. Nada más entrar Lucas en la sala, el silencio se extendió entre los escaños y uno a uno, hasta 56, los presidentes actuales y los que a lo largo de estos 25 años desempeñaran este cargo fueron recogiendo su medalla de oro. Pero la sorpresa la tenía preparada el presidente del Senado para su Comunidad. Mientras que para el resto de representantes la imposición de medallas se las repartían a partes iguales Lucas y la presidenta del Congreso, Luisa Fernanda Rudi, en el caso de Castilla y León, Lucas decidió tener «el detalle» de colgarlas el mismo a todos en honor a sus paisanos. También en su discurso tuvo alguna referencia para su tierra y más en concreto para el Monasterio de Silos.

Los más aplaudidos fueron, sin duda, Manuel Fraga, Bono y el propio Demetrio Madrid. Pero Herrera fue el más apasionado a la hora de recibir esta distinción de la Cámara y no rehuyó en dar dos besos a Lucas y a Rudi, y una palmadita en la espalda a Pujol mientras se disponía a sentarse en su banquillo. El acto estuvo presidido por los líderes políticos nacionales y, curiosamente, junto a Mariano Rajoy se encontraba sentado el senador abulense Antolín Sanz. Isabel Carrasco, Mario Amilivia, José María Jiménez, Cristina Agudo y todos los senadores de Castilla y León respaldaron con su presencia a los representantes de la región en este acto, al que también asistió el presidente de las Cortes, José Manuel Fernández Santiago.

Posteriormente, los presidentes de Castilla y León coincidieron en defender la plena vigencia de la Constitución Española y lamentaron la ausencia de los lehendakaris vascos.

«Sin miedo al futuro»

Herrera calificó el acto como «oportuno» pues viene a reconocer «la extraordinaria importancia de este texto y la del modelo territorial». Y fue más allá al asegurar que «estamos construyendo entre todos Castilla y León y el soporte, la garantía y la base es la Constitución». Y es que la sesión plenaria de ayer en el Senado también fue, a juicio de el presidente del Ejecutivo, «un reconocimiento a todos los presidentes que han pasado por ellas durante los últimos 20 años, lo que demuestra que tenemos un buen camino como para no tener miedo al futuro».

Los ex presidentes autonómicos también tuvieron elogios para la Constitución. Así, Madrid pidió que «las nuevas generaciones» utilicen la Carta Magna «a pesar de todas las dificultades», mientras que Nalda expresó su agradecimiento al gesto del Senado de reconocer el trabajo de los presidentes y ex presidentes autonómicos en estos 25 años de vigencia de la Constitución.