La región ha sellado 623 vertederos en siete años yclausurará 300 hasta 2006

La Consejería de Medio Ambiente ha sellado 23 vertederos en los últimos dos años en la región, si bien aún restan 702, de los cuales más de 300 deberán estar clausurados antes de 2006. Ávila, Palencia y Zamora son las provincias que más emplazamientos de este tipo albergan, con 156, 152 y 151 vertederos respectivamente, es decir, el 65,3%.

VIRGINIA RIVERO. VALLADOLID
Actualizado:

. La Consejería de Medio Ambiente cifra en 701 los vertederos a falta de ser sellados en la región, muchos de ellos a la espera de que se construyan los respectivos centros de tratamientos de residuos sólidos urbanos que acojan las basuras que actualmente van a parar a ellos.

Salvo en el caso de Soria, que desde el año pasado cuenta con todos (26) sus vertederos sellados, el resto de las provincias cuentan aún con emplazamientos de este tipo que oscilan desde los 22 situados en Valladolid, hasta los 156 inventariados en Ávila.

En total, la Consejería de Medio Ambiente calcula en más de 72 millones de euros (12.000 millones de pesetas) el sellado de los vertederos que aún no se han clausurado.

La mitad, clausurados

La labor desempeñada desde la Consejería de Medio Ambiente desde 1995 en el sellado de vertederos, no obstante, ha permitido que sean ya más de 623 las instalaciones de este tipo que han sido clausuradas desde entonces, cuando la geografía regional estaba salpicada por el orden de 1.400 vertederos, muchos de ellos incontrolados e ilegales.

Los últimos trabajos en este sentido han supuesto la clausura en el último año de seis vertederos como han sido el de la capital abulense, con un coste de 1,7 millones de euros y el de la capital zamorana por valor de 1,4 millones de euros que se terminará de cerrar a finales de este año. Además, se sellaron vertederos provinciales como el de la localidad palentina de Fuentes de Nava con un presupuesto de 134.390 euros, el de Pereña, en Salamanca, en cuya clausura se han invertido 30.000 euros, el de Peñafiel y el de Medina del Campo, en Valladolid, con coste de 554.000 y 280.000 euros, respectivamente.

En total, la inversión asciende a 4,1 millones de euros (690 millones de pesetas).

En los Presupuestos regionales de este año existen dotaciones, además, para el sellado del vertedero de residuos urbanos de Benavente (1,2 millones de euros), el de la mancomunidad Órbigo-Eria (307.000 euros), el de la mancomunidad Campos-Pan Lampreana (370.000 euros) y el de Puebla de Sanabria (406.000 euros), todos ellos en Zamora.

Una parte importante de los vertederos sellados en el periodo 1997 a 1999 corresponden a la provincia de Burgos, que clausuró emplazamientos en Aranda de Duero, Medina de Pomar, Roa, Torresandino, Villalba de Duero y Hontangas, Gumiel de Hizán y Espinosa de los Monteros, entre otros.

En la provincia de Ávila se cerraron en este período los vertederos de Casavieja, La Adrada y Piedralaves. En Valladolid fueron los de Íscar y Pedrajas de San Esteban, mientras que en Salamanca se clausuraron los de Fuentes de Oñoro, Ciudad Rodrigo, Ríos Águeda, Yeltes y Agadón. En Segovia, hasta 1999, únicamente se selló el vertedero de El Espinar. Estas obras afectaron a una población cercana a los 82.500 habitantes, y supusieron la recuperación de 186.400 metros cuadrados de terreno, con el aislamiento de 435.000 metros cúbicos de residuos, todo ello gracias a una inversión que superó los tres millones de euros.

En total, las nueve provincias de la Comunidad producen al año unas 951.500 toneladas de residuos sólidos urbanos, siendo León y Valladolid las provincias a la cabeza.