Más de 4.000 afiliados del PP elegirán este jueves entre Carnero y García Carvajal
Más de 4.000 afiliados del PP elegirán este jueves entre Carnero y García Carvajal - ABC
Política / Congresos provinciales

El PP de Valladolid elige entre Carnero y Carvajal en unas tensas primarias

Más de 4.000 afiliados votan este jueves tras continuas escaramuzas para captar afines

ValladolidActualizado:

Más de 4.000 afiliados del PP de Valladolid (de un total de 8.205) elegirán hoy en primarias al presidente provincial de la organización política entre dos precandidatos: el presidente de la Diputación, Jesús Julio Carnero, y el concejal del Ayuntamiento, Borja García Carvajal. Los dos aspirantes llegan a la jornada de hoy tras unas tensas semanas protagonizadas por continuos movimientos y escaramuzas de sus equipos y de sus áreas de influencias para tratar de ganar el mayor número de adeptos, mirando siempre de reojo los movimientos del contrario.

Carnero y Carvajal alcanzan este 18 de mayo autoproclamándose vencedores, una afirmación que llevan días repitiendo hasta el punto de que el propio concejal vallisoletano reconoció ayer que es evidente que «uno de los dos está equivocado». Lo cierto es que una vez que los dos llegaron a un acuerdo para presentar el mismo número de avales, el único termómetro disponible hasta hoy era la recogida de inscripciones para poder votar, que arrojaron 2.600 a favor de Jesús Julio Carnero y 1.600 de García Carvajal, quien acusó a su contrincante de «pretender ganar antes de tiempo con guerras de cifras».

Los movimientos para la captación de votos han sido intensos, con un continuo ofrecimiento de puestos en la futura dirección del partido. Así consiguieron repartirse la llamada tercera vía, la que pretendía recoger a los afiliados que no elegían ninguna de las dos opciones. Los de Carnero, además, son conscientes de que sus seguidores carecen de la fidelidad de los de Borja y eso puede ser para ellos un problema a la hora de votar. De ahí que en ambas candidaturas el teléfono haya ardido durante estos días buscando esos disputados votos que pueden llegar a ser decisivos. El hecho, además, de que la Dirección regional del PP, a pesar de su aparente y obligada neutralidad, esté alineada con García Carvajal, frente al «aparato» en manos de Carnero, también presidente de la Diputación, ha añadido más tensión al proceso, sin olvidar el apoyo tácito de Nuevas Generaciones a la candidatura de Borja García, frente a un Jesús Julio Carnero que afirma contar con el apoyo de la mayoría de los alcaldes de la provincia.

El último episodio, esta misma semana

El último episodio de tensión se vivió esta misma semana cuando el Comité Organizador del Congreso decidió (COC) expulsar al representante de cada uno de los dos candidatos. La razón no era otra, según explicó a ABC el presidente del COC, Luis Miguel González Gago, que el recurso que la candidatura de García Carvajal presentó ante el Comité de Garantías de la Dirección autonómica del PP. Gago se quejó de que se había llegado a un acuerdo en el Comité tanto en la organización de las mesas como en la presencia de interventores, sin que los de Carvajal se opusieran. El hecho de que llevasen directamente su recurso a la Regional fue tachado por Gago de «falta de honestidad y de mala fe» por lo que, a su juicio, si no hay entendimiento ni se puede negociar, no tenía sentido que permaneciesen en un órgano en el que estaban como invitados, por lo que se optó por echar al representante del concejal vallisoletano y, por extensión, al de Carnero. Para García Carvajal, estos aspectos «son pequeños detalles», según dijo ayer, aunque ha sido su equipo el que más ha cuestionado las decisiones oficiales del partido, desde la designación del día para las votaciones, un jueves, hasta la configuración de las mesas.

Las primarias del PP de Valladolid han puesto sobre la mesa una organización partida en dos en la que, al menos en principio, ninguna de las partes parece dispuesta a integrar y se escudan en que hasta que no se conozca el nombre del presidente del partido y, por lo tanto, su proyecto, no se podrá nombres a los cargos. Es más, uno y otro ofrecieron su candidatura para que el otro se integrase, oferta rechazada en ambos casos porque se ven ganadores. Los fotos de 4.000 afiliados dirán hoy quién tiene razón.