José Jiménez Lozano compone un retablo navideño en la novela «Libro de visitantes»

ABCVALLADOLID. Un retablo navideño ha tallado el escritor José Jiménez Lozano en su última novela, «Libro de visitantes» (Ediciones Encuentro), a partir de diez historias breves que narran los

Actualizado:

ABC

VALLADOLID. Un retablo navideño ha tallado el escritor José Jiménez Lozano en su última novela, «Libro de visitantes» (Ediciones Encuentro), a partir de diez historias breves que narran los episodios acontecidos en Belén durante el tiempo de Herodes, en la provincia romana de Palestina.

El narrador abulense, de 77 años de edad, ha enhebrado así una novela de corte histórico acerca del misterio de la Natividad del Señor, una especie de diario de avisos trenzado desde la perspectiva de los diez protagonistas de cada uno de los relatos que la conforman y que abrocha una fingida y literaria «nota del traductor-editor».

El posadero, la disponedora, el vigilante, el romano, el gallo y los reyes astrólogos son algunos de los personajes que el autor, con pose de cronista y pulso de orfebre, utiliza como figuras de un improvisado Belén para tratar de aproximarse al misterio de la venida del Hijo de Dios, y en torno a los cuales desfilan otros actores secundarios, informa Efe.

Por el «Libro de visitantes» desfilan un niño que ríe, mensajeros, escribientes y demandaderas junto a soldados y legados, patricios y vigilantes, judíos crédulos y reyes temerosos de la muerte, un griego políglota y sencillos pastores que ven señales en el cielo, además de un César que se cree que todo lo puede.

Las páginas de la novela, vigésima primera de la obra del escritor -compuesta de más de sesenta títulos entre relatos, poesía y ensayo-, incluyen pájaros cantores, un gallo de vistosa cola y voz madrugadora, pequeños que duermen, madres que lloran y de las que todo lo guardan en el corazón.

A modo de licencia, el escritor se permite el anacronismo de incluir a algunos de sus pensadores predilectos: Pascal, Descartes y Benito Spinoza, entre los filósofos y geómetras, reyes, sabios y astrólogos que visitaron el portal de Belén.

Todo eso hay en el «Libro de Visitantes», definido por el propio Jiménez Lozano como «un capricho navideño», y cuya edición antecede en el tiempo a su próxima novela que, con el título de «Agua de noria», verá la luz en 2008. La obra del escritor abulense ha sido galardonada con todos los premios más importantes de las letras hispanas, incluido el Cervantes, que recogió en 2003.