Herrera reclamará al Gobierno activar el nuevo Plan de Calidad de las Aguas

EFEJuan Vicente Herrera inauguró ayer las nuevas instalaciones de la depuradora de BriviescaMAR GONZÁLEZBURGOS. El presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, pedirá el lunes a la

MAR GONZÁLEZ. BURGOS.
Actualizado:

El presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, pedirá el lunes a la ministra de Medio Ambiente, Rural y Marino, Elena Espinosa, que incluya la dispersión en la financiación del II Plan de Calidad de las Aguas que espera se apruebe en breve y tenga en cuenta los proyectos recogidos por la Administración regional hasta 2015 que suponen una inversión total de 1.060 millones de euros.

Herrera explicó ayer que los planes de la Junta incluyen actuaciones en las capitales de provincia, grandes núcleos de población pero también en los alfoces y localidades de entre 2.000 y 15.000 habitantes además de los espacios naturales. En todo caso, dejó claro que «tienen un coste diferenciado mucho más elevado las pequeñas actuaciones en los medios rurales de la Comunidad Autónoma».

En este sentido, el presidente de la Junta insistió en que «no contemplar la dispersión de la población como un elemento de discriminación positiva a favor de este servicio público fundamental en un territorio como el nuestro, significaría dar un paso en falso en la mejora del sistema de financiación autonómica».

Además. Herrera avanzó que entre los proyectos pendientes que planteará a la ministra el lunes se encuentra la ampliación de la depuradora de Burgos que espera se incluya en el segundo Plan Nacional de Calidad de las Aguas. En este sentido, recordó que la Junta financiará el 50% de los casi 60 millones de euros presupuestados y pedirá a Narbona que haya un compromiso efectivo del estado a través de una inversión a fondo perdido y no pendiente de devolución, como es la actual propuesta del estado.

Herrera realizó estas declaraciones tras la inauguración de la nueva depuradora de la localidad burgalesa de Briviesca en la que se han invertido 2,4 millones de euros y que beneficiará a una población equivalente de 42.000 habitantes. Con esta actuación el 95,7% de los burgaleses ya dispone de depuradora en funcionamiento y otro 4,3% cuenta con depuradora en ejecución o programada esta legislatura, con lo que, al finalizar la misma, el 100% de la población dispondrá de depuradoras que garanticen el adecuado vertido de las aguas residuales a los ríos de la provincia de Burgos.