El número de puestos de red de trabajadores ha superado los 14.000. ABC

Fomento ha invertido 2,5 millones en interconectar 750 centros administrativos

ABC. VALLADOLID
Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

La red de datos de la Junta de Castilla y León nació a finales de 1.995 y significó el comienzo de un proceso de modernización de las comunicaciones de datos dentro de la Administración regional a la vez que sentó las bases para acoger nuevos servicios y favorecer el desarrollo de aplicaciones corporativas.

La existencia de una red de datos moderna permite la prestación de servicios avanzados. Por ello, la Junta de Castilla y León ha manifestado su compromiso de permanente actualización de la red, consciente de que para poder prestar a los ciudadanos y empresas los servicios que ellos merecen y demandan, es necesario realizar este esfuerzo diario de actualización y modernidad.

Los primeros 45 edificios

Se constituye, asimismo, en la base necesaria para la prestación de servicios internet, tales como el correo electrónico o la web corporativa, el acceso a Internet ... (actualmente son unos 800.000 correos mensuales enviados y recibidos y cerca de 345.000 accesos semanales al servidor web corporativo interno).

El desarrollo creciente de aplicaciones que requieren su utilización desde numerosos centros administrativos distribuidos por toda la Comunidad implican una demanda creciente de ancho de banda en la red, así como una necesidad clara de identificar y monitorizar los diferentes tipos de tráfico que se cursan con el objeto de establecer políticas de priorización de servicios adecuadas.

Ello hizo necesario a la Dirección General de Telecomunicaciones acometer un proceso de modernización y ampliación del backbone o espina dorsal que configura el núcleo de la red de datos, pues es la parte que soporta mayor nivel de tráfico. Este proyecto se inició en 2.002 con el objeto de mejorar las comunicaciones en el núcleo de la red, garantizando el crecimiento en ancho de banda y la evolución tecnológica de la misma. El proyecto ha finalizado con la disponibilidad de una red Gigabit ethernet en Valladolid y una red ATM para las conexiones interprovinciales que, en su conjunto, constituyen el núcleo de la red de datos.

Hacia el «segundo nivel»

Junto con esta actuación, se está trabajando en la ampliación de la capacidad de la red de «segundo nivel» (constituida por las líneas que soportan el siguiente nivel de volumen de tráfico), lo que representa, aproximadamente, 40 edificios. Asimismo, se trabaja, de forma continua, en la mejora de las infraestructuras de las redes locales de los edificios (SCEs, electrónica de red...). Para ello se ha realizado una inversión en infraestructuras que, desde 1.999, se aproxima a los 2.250.000 Euros, complementada con una inversión en equipamiento en el mismo período cercana a los 2.500.000 Euros.

Eso no significa que la red de datos de la Junta de Castilla y León está terminada. Es preciso el trabajo continuo para garantizar el control de la calidad de servicio y gestión del ancho de banda, así como para la incorporación de nuevas utilidades que permitan una mayor seguridad.